Rusia, tocada por los meteoritos

El de Cheliábinsk no ha sido el primer meteorito que ha caído en tierras rusas. La historia reciente de este país, el más grande del mundo, está llena de llegadas de objetos intergalácticos. Algunos de gran potencial devastador y origen misterioso.

El pasado viernes un meteorito sorprendió a los ciudadanos de Cheliábinsk. Un lugar que a muchos les sonaba a ruso (y nunca mejor dicho), pero que es la novena ciudad más poblada del país con alrededor de un millón de habitantes. Destrozos y varios centenares de heridos, aunque ninguno de gravedad, fueron las consecuencias de la honda expansiva. Pero el mayor efecto que causó fue la curiosidad, registrada por cámaras de móviles y extendida por todo el planeta.

Más tarde se ha descubierto que los restos del meteorito han caído en el lago de Cherbakul, relativamente cercano. Ambos enclaves se encuentran en la vertiente oriental del río Ural, unos 200 km al sur de Ekaterimburgo y cerca de la frontera con Kazajstan. Algo nos dice que la zona se convertirá en un lugar de peregrinaje para amantes de la astronomía, la naturaleza, la aventura e incluso el misterio.

Pero para los que busquen amortizar el viaje, e aquí algunos lugares de Rusia que también han estado tocados por los meteoritos.

  • Meteorito de Tsarev: Hace muchos años, en 1922, cayó en Rusia el tercer meteorito más grande del mundo. Sin embargo, los restos se hallaron años más tarde, en forma de 80 fragmentos (el más pesado de unos 280 kg) en un área de unos 15 km2. Sucedió en Tsarev, en la actual provincia de Vologrado, al suroeste del país. Algunos restos se encuentran en colecciones privadas, y otros en la Academia de las Ciencias Rusas de Moscú. Sin embargo, aún se siguen hallando fragmentos.
  • Bólido de Tunguska: En 1908 una enorme bola de fuego sobrevoló el río Yeniséi, el más importante de Siberia, y explotó a unos 10 km de altura. La onda expansiva que provocó fue tan fuerte que destruyó 2000 km2 de bosques. También generó destrozas materiales a centenares de km, y su intensidad se registró en observatorios de todo el globo. A causa de las guerras y revoluciones, los estudios del suceso tardaron 20 años en llegar. Pero cuando los científicos llegaron no encontraron ningún resto en el lugar de los hechos. A día de hoy aún el fenómeno aún es una incógnita, aunque algunos apuntan que se trataba de un cometa que explotó antes de llegar a la superficie de la Tierra. El krai de Krasnoyarsk organiza rutas turísticas por la zona.
  • Lluvia de meteoritos de Sijoté-Alin: En 1947 una lluvia de meteoritos férreos cayó sobre las montañas de Sijoté-Alin, en el extremo oriental de Rusia y cerca de la actual Vladivostok. Tal fue su impacto que la URSS le dedicó un sello postal. Tras el paso de una bola de fuego, 70 toneladas de fragmentos cayeron sobre las montañas y causaron diversos cráteres, los más grandes de entre 9 y 27 metros de diámetro. La pieza más grande alcanza los 1745 kg. Por suerte, el fenómeno se produjo en una zona deshabitada y no hubo heridos.
  • Lluvia de meteoritos de Dronino en Riazán: En la región de Riazán, cerca de Moscú, se hallaron en 2003 los restos de una intensa lluvia de meteoritos. Se trataba de unos 550 fragmentos de ataxita, algunos de hasta 250 kg de peso. Según los expertos de la Academia de las Ciencias Rusas, estos restos son fundamentales para investigar el origen del núcleo terrestre. Tanto que se otorgan recompensas cuantiosas a quien encuentre cualquiera de ellos.
  • Bólido de Sterlitamak: En la localidad de Sterlitamak, relativamente cercana a Cheliábinsk, se detectó el pasó de una bola de fuego a las 23:20 de la noche del 17 de mayo de 1990. Quienes la observaron explicaron un fenómeno muy similar al que se produjo la pasada semana. Luz, trueno, crujido y temblores. Inmediatamente después se halló un cráter de 10 metros de diámetro y 5 metros de profundidad. En el momento solo se hallaron pequeños fragmentos de hierro, pero un año más tarde unos niños que jugaban en el interior del cráter encontraron la mayor parte del meteorito, de unos 315 kg de peso.
Vía: RT, Rusia Hoy.
Foto: Agent 1994.
Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...