Punta Tombo: la playa de los pingüinos de Magallanes en el sur argentino

Como todos los años, por esta época comienza la temporada de reproducción en Punta Tombo, Chubut, Argentina, con la llegada de los pingüinos de Magallanes, un acontecimiento natural que constituye además todo un atractivo turístico.

La Patagonia es una tierra de por más bella y exuberante de vida para conocer: como todos los años para esta época, Chubut, al sur de Argentina, recibe nuevas colonias de pingüinos, un espectáculo que puede observarse sin problemas y que constituye un atractivo turístico importante en la región.

En concreto, nos referimos al Área Natural Protegida Punta Tombo, que se ubica a unos 180 kilómetros al sur de Puerto Madryn, y que recibe a miles de ejemplares de los pingüinos de Magallanes, quienes llegan para dar inicio a la etapa de reproducción y de incubación de los huevos.

Se trata de una reserva faunística de gran valor, creada en 1985 y que recibe cada año a cerca de 200.000 parejas de pingüinos: en un primer momento arriban los machos, para luego ir incorporándose las hembras, con lo que comienza el momento de cortejo y apareamiento.

Para disfrutar de este acontecimiento natural, Punta Tombo cuenta con una pasarela especialmente dispuesta para poder observar sin molestar el proceso natural de estas aves marinas que han perdido en su evolución su capacidad de volar.

Durante esta época -cuya temporada de reproducción y cría se extiende hasta los primeros días del otoño- los pingüinos cambian las plumas, caminan y nadan por el mar, construyen sus nidos y se preparan para procrear.

Es en este mes de octubre cuando las hembras suelen poner huevos y el macho sale al mar en busca de alimento, y tras unos 40 días de incubación ya nacen los primeros pichones. Son varias las crías que no logran sobrevivir, por la predación natural, por la falta de alimento, entre otros factores, pero las que sí superen esta primera etapa tendrán su cambio de plumaje entre los meses de febrero y marzo.

Lo cierto es que Punta Tombo es un gran atractivo para quienes gusten de la naturaleza y quieran ver a estos simpáticos animales en vivo y en directo, escapada que se puede complementar con otras atracciones como el avistamiento de las toninas overas, un cetáceo propio de estos mares, o la visita al Museo Paleontológico Egidio Feruglio, en Trelew.

Podrás acercarte a esta región desde Buenos Aires, vía aérea o en bus, y encontrarás buenas opciones de alojamiento. También se ofrece esta excursión a Punta Tombo desde Puerto Madryn, otro destino muy importante en la provincia de Chubut, considerado puerta de entrada a la Península de Valdés.

Foto: Pedro Alonso

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...