Principales actividades económicas de Alemania

Alemania es un país de la Europa Central que se encuentra dentro de la llamada Unión Europea, una Comunidad de 27 países europeos constituida en el año 1993, y que actualmente es la primera potencia mundial gracias a la creación de un mercado único. Además, en 2008 se constituyó la llamada Zona Euro, compuesta por quince países que comparten esta moneda. Dentro de esta Unión, es Alemania la que tiene un mayor mercado debido a sus actividades económicas.

Principales actividades económicas de Alemania

Construcciones típicas de algunas zonas de Alemania

Alemania limita al norte con el mar del Norte, Dinamarca y el Mar Báltico, al este con Polonia y República Checa, al sur con Austria y Suiza, y al oeste con Francia, Luxemburgo, Bélgica y Países Bajos. Cuenta con grandes yacimientos minerales, siendo el más importante el carbón bituminoso, que se puede encontrar en la región del Ruhr y en el territorio del Sarre, aunque la industria, una de las principales actividades económicas de Alemania, casi lo ha agotado por completo. En el este se produce grandes cantidades de lingito (un carbón de baja calidad), el suroeste tiene la potasa, y en el norte (cerca de las desembocaduras del río Ems y el río Wesser) el petróleo y el gas natural. Tienen grandes yacimientos de sal gema, pequeñas cantidades de mercurio, plata, sulfuro, filones de plomo, uranio y zinc.

De todas las actividades económicas de Alemania, destaca la industria, que domina y además tiene un surtido importante de productos, dentro de los que destacan los alimentos procesados, la maquinaria, los productos químicos, los aparatos electrónicos y los equipos de transporte. Las grandes industrias están concentradas en diferentes áreas, y la más importante abarca el estado de Renania Septentrional-Westfalia, que comprende la región del Rhur -gran productora de acero- y otros centros industriales como Aachen, Colonia y Düsseldorf. Allí se fabrican productos químicos, metálicos, maquinaría y vehículos de motor. Otra región importante de actividad económica es la cercana a la confluencia de los ríos Rhin y Main, abarcando las ciudades de Frankfurt, Wiesbaden, Maguncia y Offenbach, fabricando sobre todo metales, equipos electrónicos, farmacéuticos, químicos y vehículos de motor. Al sur, y bordeando el Rhin, la zona industrial de las ciudades de Mannheim, Ludwigshafen y Karlsruhe se fabrican productos químicos, maquinaria y material de construcción. En Stuttgart se producen vehículos, equipos electrónicos, maquinaria de oficina, tejidos e instrumentos ópticos; mientras que en el área de Munich tenemos aviones, vehículos, ropa y cerveza. En el noroeste de Alemania, podemos encontrar la zona industrial de Hannover-Brunswick (acero, productos químicos y vehículos de motor), las ciudades portuarias de Hamburgo, Bremen, Kiel y Wilhemshaven (petróleo refinado, alimentos procesados, cerveza, barcos, maquinaria de oficina y material de imprenta).

La industria, principal actividad económica en Alemania, emplea a un 20% de la población, y sus principales características son la elevada productividad, el predominio de la pequeña y la mediana empresa (el 90% son pymes) y la fuerte orientación a los mercados exteriores. Además, aplican las tecnologías más modernas a los productos más clásicos, y se realizan grandes inversiones en i+D. Dentro de los sectores más innovadores tenemos las energías renovables, la nanotecnología y la biotecnología; y los más dinámicos son los medios de transporte, los aparatos eléctricos y electrónicos, la maquinaria, los productos químicos, los materiales sintéticos y los alimentos procesados.

Principales actividades económicas de Alemania

Alemania del Este tenía grandes diferencias económicas a la hora de unificarse

El sector primario, dedicado a la agricultura y la ganadería, tiene un escaso peso dentro de las actividades económicas alemanas; característica propia de los países en un pleno grado de desarrollo. Solo genera un 1% del PIB, y tiene a un 2% de la población ocupada. Por otra parte, Alemania es reconocida por su calidad de vida alta, su sistema de Seguridad Social y por ser líder en los sectores científicos y tecnológicos. Al ser sus exportaciones dedicadas principalmente a productos de alto valor tecnológico, Alemania ha podido superar sus propias expectativas de crecimiento gracias a la demanda creciente por parte de los mercados internacionales y las economías emergentes de este tipo de productos. Entre los productos más exportados en el año 2010, tenemos los vehículos a motor y sus partes (16,6%), la maquinaria (14,5%) y los productos químicos (9,4%).

Las actividades económicas de Alemania no sería nada sin un comercio exterior fuerte. En el año 1994, con el Acuerdo General sobre Aranceles y Comercio (GATT), se situaba a Alemania como uno de los principales países exportadores; siendo sus principales productos exportados la maquinaria, los vehículos de motor, los productos químicos, el hierro, el acero, y los tejidos y vestidos. Actualmente, su porcentaje de participación dentro del mercado internacional es del 10% aproximadamente. Su mercado es muy competitivo y segmentado, y en él prima la calidad y la garantía de servicio. Por estas razones, es uno de los emplazamientos económicos más atractivos del mundo. No solo la industria -sobre todo la automotriz-, sino también el creciente sector servicios lo hacen un país fuerte económicamente, y con empresas conocidas por todo el mundo como Siemens, Volkswagen o DaimlerChrysler (solo estas tres alcanzan ventas anuales de más de 300 billones de euros). Actualmente, Alemania es considerada la quinta potencia mundial, con un PIB de 2,96 billones de euros.

Principales actividades económicas de Alemania

Los Beatles en el Muro de Berlín

¿Por qué está tan bien posicionada? Porque las actividades económicas de Alemania se asientan sobre una larga tradición de innovaciones técnicas revolucionarias. En 1817, Karl von Drais inventó la bicicleta, en 1854 Henrich Göbel construyó la primera bujía, y unos años después, en 1885, Carl Benz y Gottfried Daimler construyeron el primer coche. En 1930, la televisión la inventó un alemán: Manfred von Ardenne, y once años después, el primer ordenador vino de la mano de Konrad Zuse. En 1995, Karlheinz Brandenburg desarrolló el formato MP3, y hace tan solo seis años, ingenieros alemanes construyeron el Airbus 380, el avión de pasajeros más grande del mundo.

Pese a la crisis económica mundial, Alemania logró salir de la recesión entre el segundo y tercer trimestre de 2009, principalmente gracias al rebote de fabricación y las órdenes de exportaciones (sobre todo los pedidos fuera de la zona euro) y a la constante demanda interna de los consumidores alemanes (hay que tener en cuenta que Alemania es el tercer importador del mundo). De una contracción de casi el 5% en 2009, en 2010 se ha visto una recuperación favorable del PIB y de las exportaciones.

Fotos: juanpol, americanistadechiapas, elgarydaly, JesusAbizanda

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, media: 3,00 de 5)
3 5 9
Loading ... Loading ...