Grüner See, un parque sumergido en un lago

Este lago austriaco está prácticamente seco en invierno. Sin embargo, se llena considerablemente con el deshielo primaveral, inundando el parque aledaño y sumergiéndolo bajo las aguas. El resultado: un parque submarino, con bancos, puentes y césped.

Viajamos hasta Austria para descubrir uno de los paisajes más fascinantes del mundo. Se encuentra en el estado (o ‘bundesland’) de Estiria, al sureste del país y limítrofe con Eslovenia, cerca de la pequeña localidad de Tragöß.

La zona es conocida por la belleza de sus lagos, rodeados de frondosas montañas. Motivo más que suficiente para echarle un vistazo a webs como Exprimehoteles.com y alojarse en ella. Sin embargo, hay un lago que destaca sobre los demás: se llama Grüner See y es parque en invierno, lago en verano.

El Grüner See se encuentra a los pies del Hochschwab, un monte cuya cima alcanza los 2.777 metros. Durante el invierno está prácticamente seco y su profundidad no supera los 2 metros, y en sus alrededores se extiende un gran parque. Verdes extensiones de césped, árboles, caminos, puentes, bancos y otros elementos habituales de un lugar de recreo. En este caso, uno de los favoritos de los excursionistas.

Pero al llegar la primavera todo cambia. El deshielo hace que la nieve de las montañas se derrita y caiga cuesta abajo, aumentando considerablemente el caudal del lago. De este modo, el Grüner See alcanza una extensión mucho más amplia que durante el invierno, con profundidades de hasta 10 metros. Césped, árboles, caminos y puentes quedan sumergidos bajo el agua, generando un curioso parque subacuático.

El Grüner See toma entonces el color que su nombre indica, el verde, por la influencia de la variedad de plantas la superficie. Y es entonces cuando llegan los amantes del submarinismo, que viven una gran experiencia bajo sus aguas. Gracias a ellos podemos disfrutar de imágenes tan fascinantes como las que acompañan a este artículo. Cuesta creer que sea real, pero lo es.

El mejor mes para disfrutar de esta maravilla natural es junio. A partir de finales de junio, las temperaturas estivales y la escasez de precipitaciones hace que el caudal del lago empiece a mermar. Sin embargo, el aliciente durante los meses de invierno también es importante: poder pasear por un lugar que, meses más tarde, será hogar de los peces.

Escojas la época del año que elijas, no dejes de visitar este curioso lago. Te dejará fascinado.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...