Festival de Hielo y Nieve en Harbin

vista de Harbin a la tarde

El Festival de las linternas de Hielo, o popularmente conocido como el Festival de Hielo y Nieve de Harbin es una de las atracciones principales del Noereste de China. Gracias a la importante recolección de bloques de hielo acarreados desde el río Songhua, esta ciudad presenta una infinidad de edificaciones en tamaño real pero con ladrillos de escarcha.

El paisaje surrealista se logra mediante la paciencia y genialidad de los escultores de hielo, que crean todo tipo de formas, tales como pagodas, toboganes, laberintos, réplicas de edificios famosos (como el Taj Mahal, la Muralla China, la torre Eiffel, Notre Dame, etc.) e incluso esculturas de personas, budas y celebridades. A estas increíbles esculturas congeladas, se les aplican tubos de neón de colores fluorescentes, iluminando el interior del cuerpo como si tuviera luz propia.

Este festival tiene lugar en el Parque Zhaolin, en el distrito de Daoli cada 5 de Enero extendiéndose durante un mes entero desde 1985 y año tras año acumula cada vez más visitantes de todas partes del mundo. Allí se puede disfrutar de los bellos monumentos, ver a los talladores de esculturas realizar su labor y tomarse un tiempo de recreo en los frios juegos de hielo.

Vista de Harbin a la noche

Pero como era de esperarse, tal espectáculo tiene su precio y este en particular no se materializa específicamente en dinero, sino en los sacrificios que tendrá que soportar a la hora de disfrutar del Festival. Se trata del exagerado frío que azota la ciudad, ya que Harbin suele alcanzar temperaturas normales de -30°C con sensación térmica de -40°C… pero a pesar de todo, sigue siendo concurrida. Una buena forma de combatir el frío es llegar bien equipado con ropa interior térmica y todo el abrigo que pueda llevar consigo. Si consigue aislantes de zapatos, podrá ser de gran ayuda, dado que de modo contrario le será muy difícil disfrutar del lugar con los pies fríos.

Otras actividades que se pueden realizar en la zona son todas aquellas que se relacionen con la nieve, dado que el lugar se presta plenamente para recibir a deportistas dispuestos a enfrentar las duras temperaturas. También se puede disfrutar de la arquitectura de la ciudad, de un estilo muy particular, influenciado por su cercanía a Rusia, ésta a adquirido una peculiar fusión. También se pueden adquirir muchos productos de origen ruso, tales como sombreros, abrigos y muñecas provenientes del país vecino.

Las mejores épocas para visitar el lugar son durante Enero, Febrero y Marzo (la duración del invierno), de modo que si tiene pensado visitar esta fría ciudad de China, prepárese para un buen temporal congelado, pero lleno de luces y colores que le harán olvidar la fría realidad.

Imágenes| harryvalverson, harryvalverson,

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...