La Fontana de Trevi también se restaurará

La empresa de ropa Fendi será el mecenas que se encargue de la restauración de la Fontana de Trevi, uno de los grandes iconos turísticos de Roma. Las obras durarán 20 meses, y también se restaurarán las Quattro Fontane.

La Fontana de Trevi, uno de los símbolos de Roma.

Primero fue el Coliseo, y ahora es la Fontana de Trevi. Dos de los grandes iconos turísticos de Roma se van a restaurar, y lo harán bajo la misma fórmula, la del mecenazgo. La crisis no perdona, y ante unas arcas vacías el Ayuntamiento de la capital italiana ha encontrado en la empresa privada la financiación para unas obras necesarias por el paso del tiempo pero también por el temporal de nieve que la ciudad sufrió el invierno pasado.

La gran diferencia entre ambas restauraciones es que mientras en el Coliseo el empresario Diego della Valle podrá explotar su imagen en exclusiva durante 15 años, en la Fontana de Trevi no habrá publicidad de Fendi, la empresa de moda de lujo que aportará los cerca de 2’2 millones de euros necesarios para la restauración. El proyecto, que recibe el nombre de «Fendi four Fountains», también incluye unos 300.000 euros para restaurar las Quattro Fontane, situadas en un cruce del centro de Roma para adornar sus cuatro esquinas y realizadas en el siglo XVI.

Gianni Alemano, alcalde romano, insistió en que no se instalaría publicidad en la fuente, solo un cartel que indique el autor de las obras y cuando estas acaben -se estima que durarán 20 meses- una placa recordará la colaboración de Fendi durante cuatro años. Esta no será la primera intervención sobre la Fontana en los últimos meses. La obra de Nicola Salvi, inaugurada en 1735, sufrió desprendimientos el año pasado, y el consistorio romano se vio obligado a intervenir de urgencia, aunque más tarde se comprobó que necesitaba una renovación total.

Los turistas podrán seguir disfrutando de la Fontana de Trevi y cumplir con el ritual de tirar una moneda y pedir un deseo. Los andamios solo cubrirán un tercio del monumento, por lo que, aunque no será lo mismo, seguro que miles de personas la visitan. Además de limpiar la fuente y las estatuas, las obras también servirán para eliminar los depósitos de calcio, arreglar fugas, instalar nuevas bombas, comprobar la resistencia del acero que soporta a las estatuas y añadir nuevas barreras para mantener alejadas a las palomas.

El Templo de Venus abrió la veda del mecenazgo para restaurar el patrimonio de Roma, después de que Valentino aportara 200.000 euros a cambio de realizar allí el desfile con el que celebró su 45 aniversario; y parece ser que la Fontana de Trevi no será la última. El Mausoleo de Augusto será el próximo en la lista, cuando el Ayuntamiento encuentre un mecenas que aporte los 8 millones de euros necesarios. El consistorio y el ministerio de Cultura aportarán 2 millones más cada uno.

Foto / anieto2k

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...