El Obelisco de Buenos Aires, un ícono argentino

Obelisco

En la mayoría de las postales turísticas, los países seducen a través de sus construcciones emblemáticas. Francia se luce con su Torre Eiffel, Egipto con sus pirámides, Inglaterra con su majestuoso palacio de Buckingham, Perú con el Machu Picchu y Estados Unidos con su Estatua de la Libertad, por citar algunos ejemplos.

En el caso de Argentina, las imágenes que recorren el mundo y actúan como símbolos inconfundibles de Buenos Aires se dividen entre la Plaza de Mayo y sus alrededores (Casa Rosada, Cabildo y Catedral) y la altísima construcción conocida como el Obelisco.

El Obelisco se ubica en pleno centro de la ciudad de Buenos Aires, más precisamente en el cruce de las transitadas avenidas Corrientes y 9 de Julio. Considerado como un Monumento Histórico Nacional, esta enorme estructura de 67 metros de altura fue inaugurada el 23 de mayo de 1936, con motivo del cuarto centenario de la primera fundación de Buenos Aires. Si nos vamos aún más atrás en la historia, aportaremos como dato turístico que allí donde actualmente llama la atención el Obelisco, se encontraba la iglesia de San Nicolás, en cuya torre flameó por primera vez en la ciudad la Bandera Nacional, el 23 de agosto de 1812.

Por su importancia histórica, el Obelisco es, en la actualidad, el punto de reunión de protestas, celebraciones y festejos populares. Si tienes la suerte de visitar y dormir en Buenos Aires durante unos días Argentina, no olvides darte una vuelta por el centro de la ciudad: allí, el enorme Obelisco, con su puerta de entrada y los 206 escalones que conducen hasta su cúspide, estará esperándote para salir, una vez más, en una de las clásicas fotografías que casi todos los turistas se llevan como recuerdo.

Foto: STUDY TOURS Colombia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...