Aurora Boreal, un fenómeno inigualable

Hay fenómenos naturales que destacan tanto por su belleza inimaginable, como el misterio que los rodea en torno a su formación. Uno de los espectáculos más increíble y fascinantes del mundo, es la aurora boreal. Este fenómeno consiste en un conjunto de luces brillantes, que aparece en el cielo de la noche, en la parte del hemisferio norte. Cuando se produce en el hemisferio sur, se conoce como la aurora austral. Es posible encontrarla en otras partes del mundo, pero en períodos más cortos de tiempo. Su nombre, Aurora, se le concede por parte de la diosa romana del amancer, mientras que Boreal proviene de una palabra griega que significa norte.

Aurora Boreal.

Aurora Boreal en Quebec.

Este tipo de luces nocturnas, suceden al entrar en contacto el viento solar con los polos norte y sur, por lo que se produce este fenómeno de luz ambigua, que se puede observar en la ionosfera terrestre. La teoría general que ha sido admitida, es que las auroras boreales son provocadas por una radiación de partículas del sol, que en contacto con la esfera, los electrones y protones son atraídos por la fuerza magnética terrestre.

La mejor época para poder disfrutar de esta maravilla natural, es generalmente, en los meses de octubre a marzo, aunque es muy probable que en ciertas ocasiones tenga lugar en otros meses del año, generalmente cuando la temperatura de la atmósfera sea lo suficientemente baja. Sin embargo, los mejores meses para verlas son los dos primeros del año, enero y febrero, ya que es en esa época cuando el frío es mayor en los polos.

Sean cuales sean sus causas, innegable es su belleza y su esplendor. Fascina a todo el mundo, y representa una de las experiencias más increíbles para todos aquellos que disfrutan viéndola. Un fenómeno de tanto éxito en el mundo, que los apasionados de estos sucesos climatológicos no dudan en viajar a los lugares más gélidos para contemplar las maravillas que se observan en el cielo.

A todo aquel que esté pensando en realizar un viaje para poder contemplar este fenómenos, se recomienda lugares como Alaska o Quebec (Canadá), en los que la aurora boreal es tan visible, que incluso parece que cae por encima del viajero. Pero también se puede disfrutar de ella en Groenlandia, Islandia, Noruega, Siberia, Laponia Finlandesa o el Círculo polar Ártico. Lugares fríos, casi inhabitables, pero ideales para disfrutar de esta conjunción de colores, de estas ráfagas solares, de este espectáculo nocturno presente en los cielos glaciares.

Foto: Image Editor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...