Japón anuncia la cantidad de espectadores que tendrán los Juegos Olímpicos

El gobierno japonés determina que la cantidad máxima de espectadores que podrá haber en cada evento de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 será de 10.000 personas.

Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 llevan siendo uno de los temas más polémicos en los que se ha encontrado Japón desde hace mucho tiempo. La sociedad se divide entre los que los apoyan, los que critican la organización y a los que, simplemente, les da igual siempre y cuando no les afecte de ninguna manera. Todo habría sido distinto si, por supuesto, esto hubiera ocurrido fuera de pandemia o si, por el contrario, el país hubiera reaccionado más rápidamente a la necesidad de poner las vacunas con urgencia (algo que de palabra intentan hacer, pero que no acaba de salirles en la práctica).

Ahora, después de idas y venidas, el comité olímpico ha anunciado que finalmente se ha impuesto un aforo límite de 10.000 espectadores por cada uno de los eventos deportivos que se realicen.

No obstante, no todos los lugares tendrán la misma capacidad máxima. En otros de los estadios, dependiendo de las normas y nivel de riesgo de cada región, habrá una imposición que marcará que no se podrá superar el 50% del aforo. Esto podría llevar a cantidades muy inferiores a las diez mil personas que hemos indicado antes, incluso a cantidades de, como máximo, 5.000 espectadores.

De todas formas, Japón ha anunciado que la decisión no es definitiva del todo y que queda margen para que se puedan introducir cambios que lleven a que se modifiquen los niveles máximos de aforo permitido. Teniendo en cuenta la costumbre del país de ralentizar todos los procesos, de revisar documentos y propuestas, de revisar lo ya revisado y de actuar en última instancia, a nadie se le escapa la idea de la posibilidad de que todo esto cambie una vez más.

Otro aspecto que preocupa a los ciudadanos, al menos los interesados en los Juegos Olímpicos, es saber cómo se va a organizar el acceso a los estadios. Hay quien dice que no solo será con las entradas a los eventos, sino que se va a introducir un sistema por el cual habrá una lotería que determinará las personas que tendrán acceso a las pruebas. Esto encajaría con las costumbres que hay en Japón de solucionar la mayor parte de los procesos en base a loterías, siempre cuando existe una pequeña cantidad de productos o espacios y se quiere repartirlos de manera justa. Eso sí, ya se imagina que no se sortearán los 10.000 asientos por evento, sino que una parte quedará reservada a invitados y personas de importancia.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...