Excursiones y salidas para hacer en un viaje a Malta

En esta ocasión, te compartimos en Donde Viajar una serie de pueblos y ciudades de interés para conocer en Malta, lugares pintorescos o con historia, excursiones que complementarán tu vista a este bello archipiélago mediterráneo.

En pleno mar Mediterráneo, podemos encontrar Malta, un archipiélago encantador para unos días de playa y relax, que se ubica al sur de Sicilia, Italia. Está compuesto por tres islas mayores: Malta, Gozo y Comino, más tres islotes de menor tamaño, Cominotto, Fifla y Saint Paul.

Pero una buena idea a la hora de visitar Malta, es no quedarse sólo con su capital, La Valetta, centro histórico y turístico de primer orden, sino también hacer excursiones para conocer otros lugares muy interesantes que tiene este archipiélago. Veamos entonces en esta ocasión algunas de las posibilidades.

Una alternativa valiosa para descubrir las otras islas de Malta es hacerse un minicrucero, de sólo un día, que lleva a conocer la Blue Lagoo, con la Isla de Comino, la Isla de Gozo y sus cuevas submarinas. Hay disponibles incluso dos rutas distintas (Hornblower Cruises es la empresa que los ofrece).

Un típico pueblo pesquero, con sus particulares y bellas barcas, denominadas Luzzu, y pescadores de oficio, es Marsaxlokk, ubicado al sureste de Malta y una escapada recomendada para quienes quieran experimentar una faceta más tranquila. Los domingos por la mañana se monta aquí el mercado de pescado más popular de todo el archipiélago.

Ahora bien si lo que buscas es más vida y actividad comercial entonces dirígete a Sliema, Paceville y San Julian´s, las tres ciudades más animadas. En la primera de ellas, de hecho, se podrá conocer el centro comercial más importante de las islas, el Point Mall. Esta ciudad es también de las tres, la que cuenta con más cantidad de hoteles y restaurantes. No dejes tampoco de recorrer su paseo marítimo y disfrutar de las vistas al mar.

Otra pequeña ciudad que se podrá visitar es Marsascala, al sur, e ideal para ir de excursión una tarde. La visita no demorará más de unas horas y constituye un ejemplo de un típico pueblo del Mediterráneo. Cuidado y amable, con un embarcadero bien dispuesto y las mejores vistas al mar, es otra escapada encantadora para disfrutar en el destino.

Mosta, por su parte, es una ciudad en el interior de la isla mediterránea que está considerada de las más bonitas de la isla, y destaca, entre otras cosas, por su iglesia, conocida por su espectacular cúpula. Pero este templo también tiene una anécdota en su historial, o un milagro: durante la Segunda Guerra Mundial, con la iglesia colmada de gente, cayó una bomba en ella, y nunca explotó.

Finalmente, Naxxar también tiene sus edificios religiosos de interés para visitar, pequeños y pintorescos, así como las sus dos torres de vigilancia, otro de sus atractivos. Otra buena idea es ir a recorrer sus alrededores, ya que así se podrá apreciar parte importante de la vida rural de Malta.

Foto: Ben124

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...