Costa da Morte: recorriendo los acantilados gallegos

Galicia es una de las comunidades más maravillosas del territorio español. Lo digo porque lo he podido comprobar en primera persona visitando bastantes de sus más destacados encantos, aunque ciertamente siempre te queda la sensación de que nunca acabarás de verlo todo.

Costa da Morte

Entre los muchos lugares de interés para visitar, la Costa da Morte es uno de los más recomendables. Desde Finisterre hasta Malpica de Bergantiños, toda esta zona de la costa gallega supone un auténtico monumento natural que vale la pena recorrer. En esta zona encontraremos los acantilados más espectaculares de Galicia con el Atlántico bajo nosotros en medio de un paisaje único. ¿Por qué Costa da Morte? El motivo son los múltiples desastres que se han producido a lo largo de la historia en el mar debido al peligro que suponía la mezcla de los acantilados con el mar.

Una de las localidades más interesantes de visitar es Muros. Se trata de una bella localidad que ha conservado muy bien su esencia pese al aumento del turismo y que, además, goza de algunas de las mejores playas de España. Más de un centenar de playas recorren la costa de Muros, con impresionantes acantilados que definen a la perfección lo que significa la Costa da Morte. Entre todas ellas, la playa de la Carnota ha sido catalogada por la prensa especializada como una de las mejores del mundo. El gran encanto de las playas de Muros y de otras localidades de esta zona es que todavía se conservan muchas vírgenes y con muy poca afluencia de visitantes.

Lógicamente, Finisterre también es una visita obligada a nuestro paso por la Costa da Morte. El faro Finis Terrae es parte de la magna historia de la zona. Los romanos se quedaron impresionados con la ubicación de la localidad, en la punta de Galicia con el Atlántico, y hasta llegaron a creer que el sol moría allí y finalizaba la Tierra. También es conocida la idea de que desde Cabo Finisterre se puede observar la forma circular de la tierra mirando al horizonte. Todo ello unido al encanto del pueblo marinero y el buen alojamiento para los turistas que allí se acercan hacen de la zona un perfecto enclave para visitar.

Otra localidad de la que no queremos dejar de hablar es Muxía. Prueba de lo que evocan sus vistas al mar está la historia que habla del apóstol Santiago, que se paró a rezar en esta localidad después de una época de desdichas. Uno de los puntos más conocidos de Muxía es la Pedra de Abalar, una piedra de 30m de perímetro que ha sido siempre leyenda de ritos mágico-religiosos a lo largo de la hsitoria y a la que se han atribuido todo tipo de poderes.

Muxía fue una de las poblaciones más afectadas por el vertido de fuel-oil del Prestige y sus costas se vieron bañadas del conocido ‘Chapapote’. Ahora, la localidad ha recobrado el brillo de hace años y ofrece su habitual imagen. Otras de las localidades cercanas a Muxía que vale mucho la pena visitar son Cee o Corcubión.

Foto: Dani_vr en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...