El inicio del turismo en Yellowstone y otros parques nacionales

Una serie de fotografías nos enseñan cómo eran los parques nacionales del año 1900 con sus primeros turistas.

Parque Yellowstone

Es posible que recordéis algunos artículos que hemos publicado relacionados con la forma en la cual se hacía turismo en el pasado. Hemos hablado en otros casos de elementos como la manera en que se servía la comida en los aviones en los primeros vuelos o de cómo se comenzó a disfrutar de monumentos pintorescos y de lugares designados por la UNESCO como patrimonios nacionales. Hoy hemos encontrado unas fantásticas fotografías que nos muestran a los primeros turistas de los parques nacionales norteamericanos como el de Yellowstone.

Datan de 1870-1900 en adelante y son documentos fantásticos que nos permiten echar un vistazo a la forma en la cual los primeros turistas disfrutaban visitando estos lugares tan reconocibles que hoy día son visita obligatoria para los norteamericanos. En algunas de las fotos vemos a personajes ilustres como el respetado presidente Theodore Roosevelt, que fue una de las primeras personas en visitar Yellowstone y en hablar maravillas de un lugar como este.

Él mismo reconoció que la magia de la naturaleza y el misticismo de lo escondido hacían grande a la nación y que ayudaban a que se generara más interés por conocer sus propias tierras, las de un pueblo que se negaba a desaparecer por mucho que ocurriese.

Estos primeros visitantes de los parques nacionales ya vieron en su plenitud el Gran Cañón, pudieron disfrutar de los baños térmicos naturales de Yellowstone y maravillarse con los géiser de este mismo lugar. En Yosemite era frecuente que en algunas épocas se congelara el lago y se aprovechaba para patinar por encima. Otros de los lugares que nos muestran las fotos, las cuales os hemos dejado enlazadas al final de la noticia para que disfrutéis con ellas, incluyen el parque nacional del monte Rainier, el parque nacional Rocky Mountain o el monte Clark. Hay que reconocer que las fotos representan un documento vivo de cómo pasen los años que pasen seguimos siendo, al fin y al cabo, turistas.

La única diferencia es que en aquel entonces no existían móviles, ni tampoco desarrollos tecnológico complicados o estructuras de seguridad bien diferenciadas. Todos los lugares rurales se mantenían tal y como habían sido creados y a la vista de las fotos no se puede decir que los visitantes, tanto hombres como mujeres, tuvieran miedo precisamente de asomarse a los más peligrosos riscos. La sociedad, al menos en ese sentido, sí que parece haber cambiado un poco.

Vía: Mashable

Foto: tpsdave

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...