De ruta por Londres

Por enésima vez (esta gran ciudad me tiene enamorado), y durante 5 días, pude disfrutar de Londres, la enorme urbe que nunca descansa y que tiene tantos puntos de interés. El tiempo pasa demasiado rápido cuando uno quiere descubrirla palmo a palmo. Lo mejor de ello es que siendo así de inabarcable siempre tenemos una excusa para volver.

Descubrimos Londres, una ciudad enorme y maravillosa, en 5 días

Llegamos el primer día volando con Ryanair desde Girona y hasta Stansted. Como siempre, toda una aventura volar con esta compañía. Luego, sí vale la pena comprar los billetes del tren express (que nos llevará del aeropuerto hasta el centro de la ciudad) en el mismo avión. Haciéndolo así nos ahorraremos unos 6 pounds y nos saldrá por unos 17 pounds. El trayecto duró unos 50 minutos.

La verdad es que Londres tiene un metro envidiable. Cuesta familiarizarse con él, pero una vez lo haces resulta muy sencillo llegar a todos los puntos de interés de la ciudad. Llegados a la estación de Liverpool cogimos el metro que nos llevó hasta la estación de Paddington. Para alojarse es 100% recomendable esta zona, tanto por su tranquilidad como por proximidad a todos los puntos de la ciudad desde la estación de Paddington -pensad que es una de las más importantes de la ciudad y con excelentes comunicaciones-. En ese barrio y en muchos otros del centro encontraremos una muy buena oferta de apartamentos turísticos en Londres con Oh-London.

El segundo día fue el turno para acercarnos hacia la zona de la city, el «Tower Bridge», la Torre de Londres, etc. Por la tarde, nos paseamos por la catedral de San Paul, el Palacio de Justicia, ante este la iglesia del Temple y el mercado del Covent Garden. Acabamos la noche en la zona del Soho y el China Town. Dos de las zonas con más ambiente de ciudad, por su proximidad a Piccadilly.

El tercer día lo dedicamos a visitar Notting Hill y su mercado de Portobello, el Hyde Park y Buckingham Palace. Con la ayuda de paseantes londinenses pudimos encontrar la librería que aparece en la película de Hugh Grant, «Notting Hill». El día nos acompañó y pudimos disfrutar de lo lindo de los parques. La verdad es que el Hyde Park es impresionante y da una vida en la ciudad muy especial.

El cuarto día fuimos a visitar el otro gran mercado de Londres, el de Camden. Aparte, también nos acercamos al cementerio de Highgate -lugar donde reposan los restos de Karl Marx-, el British Museum y descubrir Baker st. -donde nace la leyenda del detective más famoso de todos los tiempos, Sherlock Holmes-.

El último día decidimos ir de excursión hacia el pueblo de Oxford. Desde la estación de Paddington mismo encontraremos el tren que nos llevó hasta este pueblo. La duración del trayecto es de unos 45 minutos aproximadamente y tenemos una frecuencia de trenes bastante importante. Oxford es realmente una pasada. Un pueblo encantador y aún más después de que Rowling haya cogido la imagen de Christ Church College para ambientar la saga de películas de Harry Potter. Como os podéis imaginar estuvimos todo el día de rodeados de criaturas emocionadas por el fenómeno Potter. Aparte de este colegio, tenéis la oportunidad de visitar a otros que se encuentran en la misma localidad.

Foto: Trodel

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...