Siente cómo flotas en el túnel del viento, en Empuriabrava

Si quieres experimentar la sensación de volar sin ningún riesgo, prueba el túnel de viento, un cilindro en el que flotas.

Tunel del viento

¿Quién no ha soñado alguna vez con volar? Los más valientes se acercan a la sensación de ver el mundo a vista de pájaro subiendo a miradores de vértigo, tirándose en paracaídas o practicando otros deportes de aventura que surcan el cielo. Desde hace un tiempo, además, existe otra opción que te encantará si lo de saltar desde una avioneta no acaba de convencerte. Es bajo techo, a pocos metros de altura y dura tan solo un minuto. Y lo más importante: te permite experimentar la sensación de flotar. Se llama túnel de viento, es un simulador de caída libre y puedes disfrutarlo en España, en Empuriabrava.

Desde fuera, el túnel de viento tiene el aspecto de un enorme cilindro de vidrio de paredes transparentes que emite corrientes de viento desde el suelo. Detrás se esconde una tecnología puntera que te permite, una vez dentro, flotar. Literalmente. El primer paso para disfrutar de la experiencia es equiparte debidamente con el traje que la empresa, Windoor, te proporcionará. Antes de entrar al túnel de viento, un instructor te detallará los pasos que debes seguir, que, aunque sencillos, son esenciales para exprimir al máximo la experiencia.

Y entonces llega el momento: estás listo para volar. La experiencia se divide en dos vuelos, cada uno de ellos de un minuto de duración. Durante el primer minuto, te acostumbras al ambiente y sigues todos los consejos del instructor. Durante el segundo minuto, la intensidad aumenta y, con los conocimientos previos, puedes disfrutar todavía más de la sensación de caída libre.

Dentro del cilindro, el viento alcanza distintas intensidades según el peso y las necesidades de cada participante, con un máximo de 300 km por hora. Todo está pensado para que te dejes caer… y, de repente, te eleves y comiences a volar como si fueras un pájaro, sin nada que te sostenga, tan solo el viento. Sin duda, una experiencia corta pero intensa, que te brinda sensaciones únicas sin el riesgo de otros deportes extremos. Puedes vivirlo en primera persona en Windoor, en Empuriabrava (Girona) a partir de unos 50 € por persona y vuelo.

Foto / Web Oficial de Windoor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...