Trucos para disfrutar de las vacaciones con tu perro

Si estás pensando en salir de viaje con tu perro, te recomendamos aplicar los consejos que reunimos en esta guía.

A lo largo de los últimos días os hemos dado recomendaciones para hacer viajes con vuestro perro. Este tipo de aventuras vacacionales pueden ser muy especiales, pero es recomendable tener cuidado con la manera en la que se realizan, dado que también resultan sensibles y de cierto riesgo. Por ello, os recomendamos seguir los trucos que os proporcionamos en este artículo y que sirven como final de las guías que hemos ido publicando.

Prepárate para las emergencias

Aunque lo deseable es que el viaje no tenga incidentes, no se sabe qué puede llegar a pasar. Por ello, lo mejor es que estemos preparados ante cualquier posible situación. Y, la mejor manera de hacerlo, es teniendo a mano el número de teléfono de emergencias veterinarias del lugar al que vayamos de viaje. También es recomendable que tengas en la memoria de tu móvil el número de tu veterinario habitual, ya que podría ocurrir que el veterinario de emergencias tenga que hablar con él.

Por supuesto, al viajar tienes que hacerlo con todo el papeleo de tu mascota. Cuanto más prepares, más facilidades tendrás en el caso de necesitar algo. Siempre es mejor que no pase nada, pero, si pasa, lo ideal es estar preparados.

No olvides la comida de tu perro

Si alimentas a tu mascota con una mezcla de comida para perros y otra parte de comida de casa, no puedes pensar que, durante el viaje, solo necesitará lo que le vayas dando. Continuará necesitando su pienso. Por ello, tienes que llevar suficiente cantidad para cubrir todos los días de viaje y añadir uno o dos días extras como forma de prevención. Tenlo en cuenta si, sobre todo, tu perro consume un pienso especial o que sea para determinado tipo de dieta.

El agua también es recomendable seguir dándole la misma que ya consume, pero entendemos que no vas a cargar con litros y litros. La alternativa es que, antes del viaje, ya vayas dándole a tu perro agua pasada por un filtro portátil que permita limpiarla. Eso hará que, después, el sabor del agua y la composición, resulten más parecidas incluso con el cambio.

Acostumbra a tu perro a usar distintas superficies

A todos nos gusta un perro bien educado para hacer sus necesidades sobre el césped, pero lo cierto es que, viajando, será más recomendable que tu mascota tenga capacidad para usar también otros tipos de superficie. Por ejemplo, que pueda hacerlo en el cemento de la calle, porque nunca sabes si vas a poder proporcionarle un parque de forma habitual para que haga sus necesidades. Recuerda que será necesario que lleves muchas bolsitas de plástico para recoger los restos.

Llévate algunos de sus juguetes

Sus preferidos tienen que estar en la maleta sí o sí, pero recuerda cuidarlos bien y, ante todo, no perderlos. Asimismo, es conveniente que te lleves uno o dos juguetes nuevos que aporten esa sensación de estreno y emoción que tienen los perros cuando reciben un juguete que nunca han visto. De esta manera, lo tendrás entretenido y te vendrá muy bien para diversos momentos. No hay que olvidar que tu mascota también tiene derecho a pasárselo bien.

Elige un buen hotel

No solo tiene que ser un hotel de calidad, sino uno que te proporcione un entorno adecuado para la visita con tu perro. Las habitaciones tienen que estar preparadas para tu perro, así como los alrededores. Es importante que seas muy respetuoso con los demás huéspedes del hotel y que así te asegures de que no causarás ningún incidente ni problema para ellos.

Pregunta a los responsables del hotel dónde puedes sacar a pasear a tu perro y si hay algún tipo de norma que debas tener en cuenta. Por supuesto, no dejes a tu mascota sola en la habitación y evita que se ponga a ladrar demasiado habitualmente. Por último, revisa todos los elementos que puedan ser peligrosos para la mascota y haz lo necesario para bloquear los riesgos.

Infórmate sobre las normas de tu destino

Cada ciudad o país puede tener una normativa concreta sobre la presencia de los perros en las calles. Un poco de investigación te ayudará a no cometer ningún error y, al mismo tiempo, será una buena manera de que conozcas lo que te ofrece el lugar para tu visita en compañía de tu mascota. Hay lugares que están muy preparados para la presencia de perros, mientras que otros son complicados para aquellas personas que viajan en compañía de su animal.

Evita el estrés

Los perros son animales que replican mucho los sentimientos y sensaciones de sus propietarios, así que si te estresas, tu perro también lo estará. Por este motivo, intenta estar lo más relajado posible. Recuerda que estás de vacaciones y que lo más importante es que te diviertas y desconectes de los problemas del día a día. Eso será algo que también lo hará tu perro.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...