The Worst Tours, un tour por los contrastes de la Oporto en crisis

Tres arquitectos han lanzado una propuesta de tours que recorren una ciudad azotada por la crisis económica y la emigración.

The Worst Tours

En tiempos de crisis hay que ser imaginativos. Y si además se aprovecha el tirón del propio contexto económico, mejor que mejor. De este modo se aúna también protesta, y se muestran al mundo los contrastes y entresijos de regiones que luchan por salir adelante.

Con todo ello bajo el brazo tres arquitectos de Oporto han lanzado The Worst Tours, una empresa de tours cuyo mensaje no está exento de ironía. Afirman que ofrecen las peores rutas turísticas de la ciudad, pero no por ello es fealdad todo lo que enseñan. Enseñan la realidad, con su decadencia y su esplendor, y con todo aquello que caracteriza a esta ciudad portuguesa a día de hoy.

Y es que Oporto es, junto con Lisboa, la «niña bonita» de Portugal. Callejuelas y plazas, casitas con encanto, gastronomía tradicional, cultura marinera y reliquias de otros tiempos. Pero también es una ciudad que ha perdido 65.000 habitantes desde los 90 (en total tiene unos 230.000), empujados a la emigración por un contexto que no les es favorecedor. Más del 18% de las casas del municipio están actualmente vacías.

Así que los impulsores de The Worst Tours se han animado a mostrar las dos caras de la misma moneda. Y suponemos que se definen como tales porque cualquier tour suele mostrar solo las maravillas de una ciudad, dejando a un lado las miserias que marcan su día a día.

También se han visto alentados por aquellos mensajes que nos lanzan desde los medios de comunicación, también españoles, y que llaman a la austeridad y al vivir dentro de las propias posibilidades. Extrapolando estos principios a la propia Oporto, muestran una ciudad que no intenta ser más que lo que es.

Un aspecto curioso de estos tours es que se pagan a base de propinas, un método que hace poco tratamos en este blog. No obstante, dan una explicación razonable al respecto. Cuentan que quieren acercar estos tours a todo el mundo, incluso a quienes no tienen dinero para pagarlos, porque es parte de su filosofía. «Vivimos en un mundo post-moderno donde se supone que la gente trabaja gratis y vive del aire. ¡Al menos son creativos!», explican.

Por este mismo motivo, también agradecen las propinas de quienes puedan permitírselas. En proporción a la calidad del tour, pero también en función de lo que pagarían en él en sus países de origen. «Especialmente si sois noruegos», destacan sin perder la gracia.

Con o sin propinas, lo innegable es que la idea es original y que nos permite adentrarnos en la cara oculta de Oporto. Una cara que, mal nos pese, puede que tenga muchos rasgos parecidos a la nuestra. Y es que en tierras íberas todos compartimos un mismo drama…

Vía: Expreso.info

Foto: Jonathan Pincas

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...