París y su colección de sitios históricos

Los beneficios de abordar un vuelo low cost esta vez nos sitúan en París, la ciudad que más visitantes recibe al año en todo el mundo. Las mejore vistas las obtenemos desde la Torre Eiffel antes de salir en un día de compras por los Campos Elíseos y terminar disfrutando del Jardín de las Tullerías y del Museo del Louvre.

Con paciencia debemos buscar los vuelos baratos low cost que mejor se adecúen a nuestros días libres en este verano. Dicen que los veranos en París recargan energía para enfrentar la segunda mitad de los años y es que la ciudad luz ha alimentado al mundo de cultura desde siglos atrás. El mundo parisino –porque parece un mundo paralelo- ofrece una atmósfera especial, cargada de romanticismo, nostalgia y erudición. Una mezcla que cualquier alquimista quisiera dominar en todo momento.

Los recorridos por París suelen ser muy reconfortantes y a cada paso uno se siente mejor. Serán las tiendas de recuerdos, los simpáticos cafés o esas maravillosas vistas que se obtienen desde la Torre Eiffel, el Arco del Triunfo y otros tantos miradores que la ciudad tiene los que hacen de cualquier viaje a la capital de Francia una experiencia inolvidable.

No en vano, París se precia de ser la ciudad que más turistas recibe con un tráfico de 26 millones de turistas al año. Uno de los mayores atractivos turísticos y postal fija del mundo es la Torre Eiffel en donde podemos hacer muy buenas compras, tomarnos fotos para el recuerdo y disfrutar de la mejor vista de la ciudad.

Pero si queremos ocupar un día entero en compras, debemos recorrer los Campos Elíseos, de nuevo, una de las avenidas más famosas del mundo, con aquellas emblemáticas zonas ajardinadas. En este tramo podemos detenernos a probar algo de la gastronomía francesa y sobre todo a degustar uno de sus exquisitos vinos. La visita a París debe constar también de una parada en Notre Dame, la hermosa catedral de estilo gótico que nos recibe en la capital francesa.

Museo del Louvre tomada de Flickr

Enseguida podemos marchar rumbo al Jardín de las Tullerías, el parque público que se encuentra en el centro de París y donde se puede tomar un reparador descanso entre recorridos. Luego podemos ir a conocer la Plaza de la Concordia para luego seguir rumbo al Museo del Louvre que se enfoca en el arte anterior al impresionismo, abarcando artes decorativas y arqueológicas además de las tradicionales bellas artes.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...