Múltiples opciones turísticas en Marrakech

Marrakech es una ciudad con mucho para disfrutar. Lejos de los paseos por el desierto o la selva, es un sitio para descubrir a través de la arquitectura, la historia y la cultura

Pese a lo que el común de la gente puede imaginar, viajar al continente africano no significa únicamente perderse entre desiertos calurosos o safaris selváticos que nos invitan a descubrir la naturaleza de una modo diferente. Si bien ese es uno de los encantos más atractivos de la tierra negra, la realidad es que hay mucho por hacer en cada una de las ciudades.

Las murallas de defensa le otorgan el nombre de ciudad roja

Marruecos es uno de esos países que valen la pena ser disfrutados en África. Conocido especialmente por la novela de “El Conde de Montecristo”, estamos hablando de un sitio muy particular, ceñido por los encantos de un lugar marcado por la cultura y la tradición.

Pero si hablamos de Marruecos, indefectiblemente, debemos dirigir nuestra mirada a su capital y ahí es cuando nos hacemos la pregunta: ¿Qué ver en Marrakech? La respuesta es simple y compleja a la vez. Simple porque prácticamente tenemos al alcance de la mano los atractivos del lugar y compleja, porque tendremos muchas opciones para elegir.

Para empezar, debemos hacer hincapié en que estaremos pisando tierras con siglos de historia. La ciudad capital ha sido fundada en 1602 y gracias a la intensidad turística del lugar se ha convertido en uno de los centros para los viajeros del mundo. De esta manera, las 700 mil personas que habitan estas tierras se ven multiplicadas enormemente en la época de temporada alta.

Es que con sólo poner un pie en la urbe nos daremos cuenta de que es un lugar que promete. Las murallas de defensa que rodean el entorno de la metrópoli, nos asombran por sus tonalidades en color ocre y rojo, razón por la cual Marrakech es conocida mundialmente como “la ciudad roja”. Sin lugar a dudas, es una de las obras creadas por el hombre con más belleza en el país.

En Djemaa el Fna podremos encontrar palacios aristocráticos y una plaza de perfil comercial

Asimismo, el paisaje colorado se entremezcla con el espectacular diseño paisajístico originado por la naturaleza: las cumbres montañosas del Alto Atlas se imponen en el horizonte creando un panorama de exclusiva categoría.

Por otra parte, Marrakech se caracteriza por la diversidad de palacios que podemos encontrar en el territorio de Djemaa El Fna. Anteriormente, en estos edificios vivían las familias más aristocráticas de la ciudad.

De esta manera, además de apreciar construcciones de magnífica categoría y de exquisita arquitectura, podremos conocer la plaza del mismo nombre, un lugar donde la actividad comercial es la principal protagonista.

Sin lugar a dudas, Marrakech es un territorio distinto en una tierra de promesas y encantos muy particulares. Un lugar para disfrutar.

Fotos: 4lfie y Vanessa McLaughlin

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...