¿Es recomendable comer antes de viajar en avión?

Si vamos a comer algo antes de un vuelo debemos tener en cuenta una serie de recomendaciones básicas.

viajar en avión

¿Tan delicado es todo lo relacionado con la comida en los aviones? ¿es recomendable comer antes de montarnos en uno? ¿nos esperamos a comer durante el vuelo? ¿comemos al bajar? Cuántas preguntas ¿verdad? En cualquier caso no os preocupéis, porque vamos a intentar arrojar un poco de luz sobre estas dudas.

Lo primero es decir que comer o no comer dependerá bastante del tipo de vuelo que vayáis hacer y del avión en el que vayáis a viajar. Hay que explicarse. No es lo mismo viajar de España a Reino Unido, que prácticamente llegamos en un chasqueo de dedos, que viajar de España a Japón, para lo cual requerimos unas 15 horas en el aire. Dicho esto, si solo vamos a viajar de una manera breve tampoco debemos preocuparnos demasiado. Seguramente durante el vuelo no nos darán nada (depende de la aerolínea, pero si viajáis con Iberia ya lo podéis descartar…), pero tampoco os vais a morir de hambre por no comer durante una hora. Aseguraros de haber almorzado algo un rato antes y no tendréis problemas.

En el caso de que necesitéis comer antes del vuelo, recordemos que la lógica nos dice que una parrillada no es recomendable, ni tampoco una hamburguesa de comida rápida. No queremos que la carne comience a dar vueltas en nuestro estómago como si centrifugara en la lavadora, ¿verdad?

Algo que viene muy bien antes de los vuelos es algo tan sencillo como un yogur. Si queremos algo un poco más completo es recomendable que sea comida que esté cocida y si puede ser que se trate de alimentos que tengan una alta cantidad de fibra. No está de más que lo que vayamos dando a nuestro cuerpo (esto lo podemos hacer unos días antes si tenemos la oportunidad) sean alimentos propios de la zona del mundo a la que nos trasladamos de vacaciones. El motivo de hacer esto es que nuestro estómago se irá acostumbrando y cuando lleguemos ya estaremos habituados, evitando cualquier tipo de malestar o de complicación.

¿Qué no deberíamos comer? Pues nada que nos produzca gas, como los lácteos enteros. También hay que huir de las legumbres, de la coliflor y de todo aquello que sabemos perfectamente que no suele tener unos efectos muy positivos en nuestro estómago. El alcohol también hay que dejarlo de lado y en su defecto lo que siempre tenemos que recordar es que el agua es nuestra amiga. Hay que beber agua antes del vuelo, durante el vuelo, cuando acabe el vuelo… nunca hay que olvidarse de ella.

Foto: RyanMcGuire

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...