Una foto premiada para sensibilizar a los conductores

dscn2546.JPG

Esta imagen corresponde a la instantánea ganadora del primer premio del II Concurso Nacional de Fotografía sobre seguridad vial y movilidad, convocado por el Comisariado Europeo del Automóvil (CEA).

El ganador ha sido Daniel Sánchez Bonet, quien ha intentado con la fotografía impactar al lector con el fin de que se de cuenta de lo importante que es llegar al destino, y sobre todo, cuando ese destino no es otro que el de visitar a la familia.

La foto fue tomada en Santander, en el propio vehículo del autor, quien se valió de un cartel para expresar con más cercanía y sencillez lo importante que es que todos sean conductores responsables.

En resumen, la instantánea recoge una serie de datos del viaje que el propio autor debía hacer dentro de poco tiempo y que se materializó sin tener que lamentar ningún incidente. En cada renglón del texto, se explican algunos de los consejos que los padres suelen dar cuando sus hijos tienen que coger el coche y cubrir una larga distancia.

Así, cuando se debe emprender un viaje es fundamental no ingerir alcohol o comidas pesadas y tener controladas y puestas a punto todas las zonas del vehículo: batería, neumáticos o luces. También, obviamente abrocharse adecuadamente el cinturón de seguridad.

La conclusión, subrayada en rojo y con un formato más grande que el resto de las palabras, dice: “Mis padres no merecen que su hijo pierda la vida en un accidente”.

La intención de la fotografía es clara y el mensaje, aunque modesto, busca impactar al tiempo que golpear las emociones, pues la tristeza de una muerte en carretera, que tan a menudo ocurre, no solo se lleva la vida de una persona, sino la de todos aquellos que la quieren y la echarán de menos sin lograr totalmente olvidar su existencia. La muerte de un hijo o de una hija no hay nadie que la pueda pagar.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...