The Shard vs. Mercury City Tower, duelo de titanes en Europa

Mientras muchos presentan The Shard, el nuevo rascacielos de Londres, como el más alto de Europa, desde Moscú reivindican este mérito para su Mercury City Tower. La batalla está entre los 310 y los 339 metros de altura, y aunque es apasionante, aún está lejos de los másde 800 metros del Burj Khalifa de Dubai.

El mundo del turismo ha tenido últimamente la mirada puesta en Londres. Y no es para menos. La capital británica ha inaugurado el que muchos medios han definido como ‘el rascacielos más alto de Europa’, The Shard. Esta inmensa construcción triangular, que simula un iceberg o una vela en el Támesis, alcanza los 310 metros de altura y cuenta con 72 pisos y 15 plantas adicionales dedicadas a la refrigeración del edificio.

En la planta 72 de este rascacielos nos espera una terraza que promete convertirse en el nuevo mirador de moda de Londres, y que le hará la competencia al London Eye. Pero el Shard también alberga un hotel de lujo, varios restaurantes, oficinas y apartamentos de alto standing. Su arquitecto, Renzo Piano, quiso diseñar un edificio vivo las 24 horas del día, abierto al público, y que a su vez se complementara con la estética de la ciudad y se hiciera eco de su luz durante el transcurso del día.

Con todo ello, The Shard se ha convertido en una visita imprescindible en un viaje a Londres. Aunque es fácil divisar semejante torre desde cualquier punto de la ciudad. En cualquier caso, no nace sola. Mientras crecía, en el otro extremo de Europa otro rascacielos amenazaba con hacerle la competencia. Pues menudos son los rusos.

Volamos ahora hasta Moscú y nos plantamos a los pies de la Mercury City Tower. Un proyecto que se inició a finales de 2005 y que alcanzó su punto más alto en noviembre de 2012. Se espera que abra sus puertas durante el primer trimestre de este año,y cuando lo haga no habrá discusión: si bien el The Shard será el rascacielos más alto de Europa Occidental, esta macro construcción coronará el continente desde el este.

Y es que el Mercury City Tower alcanza los 339 metros de altura y cuenta con 75 pisos de altura. Según la web del proyecto (en ruso), la planta baja estará dedicada a establecimientos comerciales y restaurantes, las plantas del centro del edificio se destinarán a oficinas, y la parte superior al completo serán apartamentos de lujo. Desconocemos si se aprovechará la ocasión para introducir otros espacios de uso público o turístico, como miradores, amortizando así el atractivo en el que seguro que se convertirá.

Este edificio se alza en pleno Centro Internacional de Negocios de Moscú, en la parte oriental de la orilla del río Moscova y a unos 5 km del Kremlin. Gran parte de su diseño es propiedad del arquitecto norteamericano Frank Williams, que falleció poco antes de completar el proyecto. El holandés Erik van Egeraat se ha encargado de finalizarlo.

Con tanta lucha en las alturas, Europa ya cuenta con dos rascacielos de altos vuelos para lucir en las postales. Sin embargo, la cima del cemento aún está lejos de nuestro alcance. Está establecida en los 828 metros del Burj Khalifa de Dubai. Casi nada.

Foto: Dave Catchpole.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...