El entorno mágico de Guilin, una de las joyas de China

Cuando uno piensa en ciudades chinas, lo hace en grandes urbes donde la gente y el cemento se amontonan a lo largo de decenas de miles de quilómetros. Es curioso, por tanto, que este país albergue una ciudad cuya belleza paisajística nos trae a la mente el paraíso. De hecho, su estética responde más a esa China milenaria, mística y legendaria que reproducen el cine, ciertas series de manga y algunos parques temáticos. Hablamos de Guilin, un lugar donde las casas buscan su espacio entre el verde de sus curiosas formas montañosas.

Paisaje karstico de Guilin


Guilin se encuentra al sureste del país, relativamente cerca de Vietnam y del Pacífico, a dos horas de vuelo de Shanghai y a dos horas y media en avión de Pekín. Y aunque también es posible llegar hasta ella en tren, dadas las distancias lo más recomendable es aterrizar en el Aeropuerto Internacional Liangjiamg, a 30 km de la ciudad.

Una vez allí descubriremos que el mayor secreto de esta ciudad es su entorno, a veces producto de la naturaleza y a veces manipulado por la mano del hombre, pero siempre harmónico y peculiar. Lo más característico del paisaje de Guilin son las montañas karsticas que lo conforman, de estética similar a las de la Bahía de Halong, en Vietnam. Estas formaciones rocosas conviven con cuatro lagos y dos ríos. Entre ellos, el río Lijiang, uno de los grandes protagonistas de la zona.

Y es que dicen que una de las actividad más recomendadas en Guilin es realizar un crucero por el río Li, lo que permite realizar gran parte del recorrido que separa esta ciudad con la pequeña y curiosa Yangshuo. Por el camino se pueden contemplar varias cuevas de erosión karstica, así como la famosa Colina de la Trompa del Elefante.

Pagodas budistas

Aunque también se puede disfrutar del paisaje sin salir de Guilin. En ese sentido, es muy buena idea acercarse a orillas del lago Shan Hu y contemplar las dos preciosas pagodas budistas que se alzan en sus aguas, y que representan el Sol y la Luna. Vale la pena observarlas durante el día pero aún más por la noche, cuando la iluminación nocturna las convierte en una imagen de lo más mágica y romántica.

Quienes tengan tiempo de descubrir los alrededores de Gulin pueden dejarse caer por las bellas Terrazas de Arroz de Longji. Definidas como impresionantes por quienes las han presenciado, se extienden a 108 km al norte de Guilin y existen desde hace más de 700 años. Se trata de uno de los iconos más fotografiados de China.

Comprobamos que no solo sus grandes ciudades, como Pekín y Shanghai, hacen de China un país fascinante. Atrévete a descubrir sus encantos ocultos y comparte la experiencia.

Fuente: Viajar a China.

Fotos: kanjiroushi en Flickr.com.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...