‘Brazaletes mágicos’ para entrar y moverse por Disney World

Disney implantará en sus parques unas ‘pulseras mágicas’ que servirán para entrar en el parque, para pagar los refrescos e incluso para reservar cola en las atracciones. Un sistema cómodo y personalizado que también ha levantado cierta controversia.

En los próximos meses Disney planea incorporar en sus parques temáticos un nuevo sistema llamado MyMagic+. Y, siendo sinceros, resulta difícil definirlo en una sola palabra. ¿Entrada? ¿Pase? ¿Tarjeta de crédito? Estas pulseras de plástico serán todo eso y más, y permitirán a los visitantes moverse por el parque con un sistema cómodo, personalizado y que unifica todas las opciones posibles en un solo aparato.

Estas pulseras por radiofrecuencia ya se vienen utilizando desde hace algún tiempo en resorts o recintos de ocio. Sin ir más lejos, una cadena de parques acuáticos de Estados Unidos la utiliza desde 2006. Sin embargo, su llegada al ‘imperio Disney’ podría generalizar su uso y cambiar el modo en que visitamos un parque temático para siempre.

Con estas pulseras será posible desde acceder al parque hasta entrar en la habitación del hotel, pero también reservar un buen sitio para la cabalgata de turno o guardar lugar en la cola de una atracción. Cuando llegue el momento de montar, la pulsera nos avisará para que acudamos a ella. Y una vez allí, el empleado de turno nos identificará gracias a nuestra ‘reserva’.

La pulsera, por supuesto, también servirá como método de pago en las compras que se realicen en el interior del parque. Y gracias a los materiales utilizados para su elaboración, será resistente al agua e indestructible para los niños.

Estas pulseras, por lo que se puede interpretar, estarán destinadas por ahora a usuarios ‘VIP’ y se podrán incluir en la reserva web antes de acudir al parque. Ya durante este proceso será posible especificar las atracciones con ‘pase express’, o qué datos se desea facilitar para el posterior uso del parque. Y a más datos, más personalización. Por ejemplo, Cenicienta puede saber el nombre de nuestra hija, e incluso que es su cumpleaños, nada más acercarnos a ella.

No obstante, con todo ello también crece la reticencia al uso de este tipo de tecnología. Y es que tras la bonita fachada de la personalización se esconde la posibilidad para Disney de conocer al dedillo los hábitos de consumo de sus usuarios. Desde su refresco favorito hasta el personaje preferido de sus hijos. Un información que muchos preferirían no facilitar.

Con el debate sobre la mesa, el uso de esta pulsera será por ahora opcional, aunque pronto empezaremos a verla en los parques de la firma. Si quieres conocer más información sobre la implantación de la pulsera, puedes leer este extenso reportaje publicado por The New York Times (en inglés). En cualquier caso, ¿qué te parece la idea?

Foto: Edwin Torres Photography.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...