Viaje al corazón del cónclave papal

Ahora que se está celebrando la elección del nuevo Papa es un momento idóneo para viajar a la encantadora ciudad de Roma.

Roma

La ciudad de Roma vive estos días expectantes mirando hacia el Vaticano, esperando noticias del nuevo Papa. Roma es una de las capitales europeas más bellas y más visitadas. Al encanto romano hay que unir toda la historia que alberga el Vaticano entre sus muros. Con motivo del cónclave papal miles de personas han acudido hasta Roma para vivir el momento de la elección en persona. Y por qué no, también, para visitar una de las ciudades más románticas del mundo y con un patrimonio monumental que ha sobrevivido al paso de los años.

Dentro de la misma ciudad de Roma tenemos el Estado Vaticano, toda la zona está vigilada por su siempre elegante guardia suiza. Una vez allí entrando por la Vía de la Conciliación llegaremos hasta la imponente Plaza de San Pedro. Bernini fue el encargado de construir esta majestuosa plaza que se encuentra delante de la Basílica de San Pedro. La plaza cuenta con tres importantes monumentos como son el obelisco central que proviene del antiguo circo de Nerón, y sendas fuentes que se sitúan en los laterales. En días especiales como los que se viven ahora no se puede visitar por dentro la basílica pero normalmente si esperamos en la cola un poco se puede visitar. Dentro podremos ver los frescos de la Capilla Sixtina o la preciosa estatua de la Piedad de Miguel Angel. Después de pasear por las inmediaciones de la basílica solo con cruzar de nuevo los muros nos encontraremos con Roma.

La Fontana de Trevi con 26 metros de altura es la más bonita de toda la ciudad. La fuente fue construida el año 19 a.C. bajo las órdenes del Papa Nicolás V. En sus orígenes la fuente constituía el final de acueducto Aqua Virgo, su aspecto original data de 1792 cuando fue remodelada por Giussepe Pannini. El Panteón de Agripa es uno de los monumentos de la época antigua mejor conservados, su construcción se realizó en el 126 d.C. En el siglo VII fue donado a la Iglesia que lo convirtió en una iglesia y gracias a esto se ha conservado tan bien.


El Coliseo de Roma es el principal símbolo de la ciudad y con casi 2.000 años su visita nos hace retroceder a la antigüedad. En su época podía albergar en sus gradas a 50.000 personas que podían disfrutar de las batallas y otras actividades de la época. El Foro Romano es también de visita obligada, allí se conservan restos de la zona en que se desarrollaba la vida pública y religiosa de la antigua Roma. Fue en el siglo pasado, el siglo XX, cuando los impresionantes restos se descubrieron gracias a una excavación.

La ciudad romana está llena de monumentos que nos dejan ver como fue la capital del Imperio en sus años gloriosos. Pero hay mucho más en Roma como el Trastevere el barrio bohemio de la ciudad donde se encuentran algunos restaurantes famosos. Muy conocida es también la escalinata de la Plaza de España, uno de las plazas más famosas de la ciudad que debe su nombre a Fernando el Católico que fue quien la regaló. Roma ofrece cientos de posibilidades a sus visitantes, y en estos días tan importantes se vive un ambiente aun más especial.

Foto/ Gianfranco Petrella

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...