Tres lugares curiosos para amantes de los gatos

Los gatos están de moda. Si quieres convivir con ellos, apunta estos destinos.

Gato

Los gatos están de moda; tan solo hace falta una pequeña búsqueda en internet para comprobarlo. Desde gatos que refunfuñan y hacen muecas, como los grumpy cats, hasta otros que enternecen a la cámara con miradas adorables, esos pequeños felinos se han convertido en uno de los animales con más protagonismo del mundo.

Tanto es así, que en Madrid acaba de abrir la primera gatoteca de España, un lugar al cual puedes acudir si te apetece un poquito de compañía felina; mientras que en Japón, algunas islas tomadas por ejércitos de gatos, como Tashiro-jima, se han convertido en verdaderos reclamos turísticos.

También la capital italiana, Roma, cuenta con su propia dosis felina. Los ?gatti di Roma? han convertido las calles y ruinas de la ciudad en su hogar, aunque en algunos lugares, la concentración es tan intensa que los turistas se detienen a contemplarlos. Es el caso de las ruinas de la plaza Largo Argentina, que albergan un pequeño santuario felino. Allí, bajo la atenta mirada de cientos de visitantes, se da de comer, se esteriliza y se cuida de los gatos que vagabundean por las calles romanas.

También en Turquía existe un lugar similar, el complejo vacacional de Kalkan. Allí, los turistas conviven con cientos de gatos, que la organización sin ánimo de lucro KAPSA controla y cuida. Si pasas unas vacaciones en Kalkan, además de regresar con miles de fotografías de gatos en todo tipo de situaciones, podrás ser voluntario de KAPSA por unas horas y ayudar a dar de comer y a cuidar de los pequeños animalitos.

Otro lugar curioso relacionado con esos felinos es el hogar de Ernest Hemingway, en los Florida Keys. Además de aficionado a la bebida, Hemingway también era un amante de los gatos, algo que se pone de relieve en el Ernest Hemingway Home and Museum. Allí, entre sus antiguas habitaciones, vive una colonia de decenas de gatos que descienden de la mascota del autor, Snowball, un gato de seis dedos que le regalaron en los años 30. Si te fijas en sus patas, verás que muchos todavía poseen esta extraña característica.

Fuente: CNN Travel

Foto / Dlombardia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 3,00 de 5)
3 5 1
Loading ... Loading ...