San Petersburgo con un crucero

San Petersburgo es la ciudad más turística de rusia y la segunda más poblada, pero es sobre todo una ciudad museo dónde a cada paso se aprecia el tiempo en el que fue la capital del Imperio de la URSS

La preciosa Iglesia del Salvador se refleja en las aguas del canal Griboédov

Miraba una postal muy antigua hecha a mi abuelo, que fue uno de esos tantos jóvenes que con apenas veinte años se vieron inmersos en la guerra. Los avatares del destino le llevaron al lugar dónde se hizo esa foto, Leningrado o lo que es hoy el actual San Petersburgo. Una ciudad que desde mi niñez me atrapó, en parte gracias a esa postal de mi abuelo, en parte porque siempre estaba nevada y aquí casi nunca nevaba. La cuestión es que el azar me guiñó el ojo y me ofreció una gran oportunidad que no pienso desaprovechar.

Estoy hablando de que en los cruceros Pullmantur hay uno con el que conoceré esta mágica tierra. Se trata del crucero capitales bálticas 2011 que en un espectacular recorrido de ocho días podremos conocer Copenhague, Berlín, Estocolmo, Tallin, dos días maravillosos e intensos en San Petersburgo y Helsinki. No es de extrañar que pronto se convierta en uno de los grandes éxitos de esta compañía de cruceros porque es quizás el recorrido más novedoso e interesante en mucho tiempo.

San Petersburgo es la segunda ciudad más importante de Rusia, con 4,6 millones de habitantes, y también es su capital turística. Es una ciudad imperial, fundada en el año 1703 por el emperador ruso Pedro el Grande para que fuera la nueva capital de la poderosa Rusia de entonces. Y así fue durante más de 200 años. Esta preponderancia explica la gran labor y esmero con la que fue construida y planificada por los mejores arquitectos de la época. Esto explica el porqué sus edificios tienen una ecléctica influencia, tanto holandesa, como italiana y francesa.

Así que el visitante debe estar dispuesto a no pestañear demasiado porque podría perderse uno de sus múltiples tesoros.  Si se quiere ir a lo seguro, lo mejor es visitar el Museo Hermitage,  el principal museo de Rusia, y uno de los más famosos y más grandes del mundo. Ocupa la ex-residencia de los zares rusos, incluido el que se conoce como el Palacio de Invierno.

Pero si hay algún monumento conocido en esta ciudad es la Iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada. Construida en el lugar del asesinato del zar ruso Alejandro II. Su estilizada forma es característica de la arquitectura rusa de los siglos XVI-XVII. Y eso se comprueba en su original silueta. Por lo que se refiere a la ornamentación, se caracteriza por un gran uso del color.

Fotografía: Turismoactivo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...