Relax en las playas de Menorca

Cala Pregonda

La isla de Menorca es un lugar ideal para pasar unos días de tranquilidad. Relajarse en sus fantásticas playas, comer y aprovechar para comprar algunos artículos de piel, como las tradicionales “avarques”, las sandalias típicas de la isla. Hay una gran variedad de playas de aguas cristalinas en Menorca y se pueden encontrar desde parajes vírgenes a zonas más turísticas con todos los servicios.

La costa del norte es muy diferente de la del sur. La del norte es agreste, desigual, muy accidentada, con escasa vegetación y con numerosos islotes. La arena de sus playas es rojiza u oscura. En el sur, la costa está formada por roca calcárea, acantilados suaves, barrancos esculpidos por el agua y calas de arena blanca rodeados de pinos. Cualquiera de sus costas, eso sí, es ideal para dormir en Menorca por unos días.

Cala GaldanaAl ser una isla tan pequeña, la distancia más larga es de 47 kilómetros entre Ciutadella y Maó, es fácil recorrerla en coche y si se pasan unos días en ella, se pueden probar las playas de las distintas zonas.

Cerca de Ferreries, en el sur de la isla, se encuentra Cala Galdana, con forma de media luna y arena blanca y fina. Desde ella, se pueden hacer excursiones a las calas vecinas de Macarella y Mitjana. En Cala Galdana desemboca el barranco del Algendrar, con un pequeño arroyo navegable durante un kilómetro hasta la Font dels Eucaliptus, una fuente de agua dulce, fresca y pura.

Cala CavalleriaUn lugar singular es Cala Pregonda. Está situada entre dos macizos y tiene varios islotes frente a ella. El mayor cuenta con una pequeña playa y el menor tiene un gendarme de roca que parece un religioso encapuchado en posición de pregonar. También en el norte de Menorca, cerca de Mercadal, es famoso por su faro el Cabo Cavalleria, que cuenta con tres pequeñas calas.

Fotos 1 y 3: horitzons inesperats

Foto 2: Mole_Farmer

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...