Montañismo en el Atlas

Marruecos es un destino caracterizado por sus actividades de montañismo. Si eres amante de este deporte y de las aventuras, entonces este será tu próximo destino.

El país Marroquí se encuentra ubicado en el noroeste del continente Africano, limita con el Océano Atlántico al Oeste, el Mar Mediterráneo al norte, Algeria al este y Mauritania al sur. Desde hace tiempo, Marruecos ha tomado el control sobre Sáhara Occidental, ¿buscas un hotel barato en Marruecos? ésta es una zona situada al sur del país que es considerada una mas de sus provincias, sin embargo los habitantes de Sáhara se consideran un país independiente, que posee su propio gobierno.

montanismo-en-el-atlas.jpg
Foto. Cordillera Atlas

Respecto a su geografía es necesario destacar que el centro más importante del país es la Cordillera Atlas, que atraviesa todo el país, llegando hasta las plantaciones y playas de la costa Atlántica. Dicha cordillera tiene una altitud máxima de 3000 metros, está cubierta de pinos, robles, cedros y de otros pastizales. Además se encuentra rodeado de pequeños lagos, en la costa norte se encuentran las montañas Rif, y culmina en el punto extremo del sur de Marruecos.La cadena montañosa se inicia en Marrakech, desde allí se puede observar un paisaje ideal y hasta irreal. Sus montañas son de gran altura, con una inmensa masa y con sus cimas se encuentran cubiertas de nieve. El Atlas es utilizado para muchas excursiones. Al salir del sudeste de Marrakech se pueden visitar pequeños pueblos como: Aghmat, Dar Caïd Ouriki. Luego se atraviesa una ruta con hermosos jardines escalonados en terrazas, desde el Ourika hasta Arhnalou, sitio en el que se puede apreciar las mejores cosas del recorrido.



Si se dirige hacia el Oukaimeden, puede observar la famosa estación de deportes invernales, situado a 2.600 metros de altura, a sólo 74 kilómetros de Marrakech. Si prefiere algo mas relajante puede visitar Setti Fatma, con sus centenarios nogales, en donde además puede bañarse en sus aguas revitalizantes de las siete cascadas. Siguiendo el recorrido lelgará a Annameure, donde está el pueblo de la tribu de los Ait Oucheg, allí se pueden alquilar mulos y subir hasta Djebel Yagour. Éste es un santuario de la prehistoria marroquí donde se puede apreciar las 2000 pinturas rupestres allí expuestas.

Partiendo desde Marrakech por la carretera de Taroudannt, a los 47 kilómetros de la misma se puede visitar el famoso pueblo de Asni, donde los sábados es el día “del zoco” y se practica el trueque de mercancías. Siguiendo el camino está Ourigane, que se caracteriza por tener un paisaje similar a los cañones de Norteamérica. Continuando por la ruta podemos observar las maravillosas gargantas que nos trasladan al pueblo de Imil, de donde salen las excursiones realizadas hacia el parque Nacional del Toubkal. Este es el nombre de la montaña que con 4.167 metros de altitud domina el Atlas y el desierto marroquí, la ascensión hasta su cumbre es una experiencia única y recomendada por todos aquellos que ya tienen experiencia en el tema. A 3800 metros de ésta se encuentra la meseta de Tazaghaght, donde se extiende un alto desierto de piedras.

Otros de los caminos elegidos partiendo de Marrakech, puede ser al oeste donde están situadas las cascadas de Ouzoud, con sus aguas frías que caen desde más de 100 metros de altura. Por último se puede visitar el “oued” Méhasseur, encima de éste pasa el puente natural llamado “puerta del precipicio” en bereber. El “oued” Méhasseur, sobre el que pasa el puente natural de Imi-n-Ifri, “puerta del precipicio” en bereber, que culmina con sus aguas en un paisaje de colinas coloradas, en el lago de la presa del Ait Aadel.

Como se señaló anteriormente el montañismo en Marruecos es una de las actividades mas destacadas tanto para los marroquíes, como para los miles de aficionados que pasan por el país a lo largo del año. La mayoría de las cumbres del Atlas son aptas para ser escaladas, el macizo del Toubkal y el de Aouil, las gargantas del Taghia y del Todra, el Djébel Saghro y el Djébel Fengur poseen variados caminos que esperan ser transitados. Quizá ascender el Toubkal puede significar uno de los desafíos mas grandes para aquel que visita Marruecos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...