Vía de la Plata, ahora también en moto

Una de las vías romanas más famosas de España, hoy parte del Camino de Santiago, ofrece descuentos y gratuidades a los moteros gracias a la tarjeta Moto Vía Card.

La Vía de la Plata es una antigua arteria de comunicación romana que conectaba el sureste y el noroeste peninsular. En sus orígenes unía Mérida con Astorga, aunque posteriormente se alargó hasta Gijón y Sevilla. Recientemente se ha aprovechado su recorrido para conectar una de sus ramificaciones con la capital de Galicia, y crear así otra ruta para el Camino de Santiago.

Esta vía es hoy muy transitada por aquellos que la cruzan a pie o en bici. Y es que nada como el peregrinaje más famoso de España (y uno de los más destacados de Europa) para conocer los secretos y belleza de nuestra geografía. No obstante, hay un colectivo demasiado fiel a su afición como para apuntarse a esta iniciativa: los amantes de las motos.

Exploradores incansables de las carreteras, España va corta de rutas hechas para moteros. Sin embargo, ahora el colectivo cuenta con más facilidades para recorrer la Vía de la Plata. Todo gracias al lanzamiento de un nuevo producto turístico, la Moto Vía Card.

Se trata de una iniciativa de la red de municipios y comunidades autónomas que componen la ruta, y que busca que se involucren los empresarios con presencia en el itinerario. La tarjeta ofrecerá a quienes la posean descuentos y gratuidades en la Ruta de la Vía de la Plata.

Por el momento ya se han adherido 80 empresas a la iniciativa. De este modo, los viajeros pueden escoger entre 42 alojamientos de todo tipo, 20 bares y restaurantes, y 20 servicios de otras categorías, como comercios, talleres o estaciones de servicio.

El eje de la Vía de la Plata cuenta con 800 km de longitud, y la A-66 y la N-630 son las principales vías para vehículos que la recorren. De hecho, se ha aprovechado el nombre de la primera de estas carreteras para diseñar el lema, ‘Ruta A66‘, que nos remite a la ruta motera más famosa de Estados Unidos.

Sin embargo, el origen de nuestra ruta es mucho más antiguo e histórico. Algo que se refleja en la riqueza arquitectónica y patrimonial del recorrido. Un recorrido que, por cierto, nada tiene que ver con la plata. El nombre de ‘Vía de la Plata’ proviene de un término árabe, ‘al-Balat’, utilizado para referirse a los caminos de piedra. Con o sin la referencia, esta ruta nos ofrece un mundo de oportunidades. Ahora también para los amantes de los motores que rugen y de las dos ruedas.

Vía: Expreso.info.

Foto: Jon E. Eguiluz.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...