Los famosos también tienen miedo a volar

Dicen que una de cada seis personas tienen miedo a volar. Y entre los afectados se encuentran diversas celebridades: Penélope Cruz, Jennifer Aniston Bruce Willis, Sylvester Stallone o la gran Aretha Franklyn son solo algunos ejemplos.

Sí, lo confieso. Soy una de esas personas incapaz de planificar un viaje sin que la mayoría de sus pensamientos sean sobre ese aparato tan mono que, tras correr por una pista, le da por levantar el morro y echarse a volar. Así, sin más. Como si lo de desplazarse por los aires fuera lo más normal para el ser humano, que por algo nació sin alas y con dos preciosos pies.

En fin, que sea como sea, subo al avión con miedo y despego aterrorizada. Parte de mi fobia se me pasa en las alturas, siempre y cuando alguien me de conversación. Se me va del todo en el aterrizaje, porque lo de bajar me parece más lógico que lo de subir. Y cuando las ruedecitas tocan por fin tierra, todo cobra sentido y el mundo vuelve a ser maravilloso.

Siempre me creí una exagerada, una ‘drama queen’. Pero no puedo evitar mi fobia, aunque los consejos sobre el miedo a volar me han dado buenos resultados. Compartir el problema con la tripulación o los amigos, pensar en las bajas probabilidades de accidente, o tomarme un par de valerianas (o tres, o cinco) antes de subir al avión. Sea como sea, siempre me ha consolado pensar que, pese a mi incapacidad para evitarlo, no estoy sola en esto del miedo a volar.

Dicen que una de cada seis personas sufren este problema, y entre los afectados se encuentran diversas celebridades: Penélope Cruz, Jennifer Aniston, Bruce Willis, Sylvester Stallone o la gran Aretha Franklin son solo algunos ejemplos. A Melendi su miedo a volar le sirvió de excusa para justificar su famoso incidente a bordo, que le valió más de una crítica punzante.

Stanley Kubrick también reconoció este miedo en varias ocasiones, y no fue el único director de cine que lo hizo. Tanto miedo le dan a Lars Von Trier los aviones que evita volar a Estados Unidos, a pesar de grabar allí la mayoría de sus películas. Tampoco escapa de esta fobia la realeza. La princesa Mette Marit de Noruega viaja en avión solo acompañada de su psicólogo, y en la salturas se dedica a cantar salmos para superar el mal trago.

Aunque el caso más curioso quizás sea el del futbolista holandés Dennis Bergkamp, una gloria del deporte de los años 80 y 90 que hizo carrera en el Ajax, en el Inter de Milán y en el Arsenal. Fue al firmar su cláusula con este último club, en el que estuvo la friolera de once años, que introdujo un punto que le permitía no viajar en avión con sus compañeros. De este modo, hacía muchos de sus desplazamientos en tren o en coche, llegando a pasar 10 o 20 horas de pleno viaje mientras sus compañeros completaban el trayecto en una o dos horas de vuelo.

Como vemos, no solo hay famosos con miedo a volar, sino que incluso los hay con casos más extremos que el propio. Personalmente, no volaré más tranquila, pero sí que lo haré menos acomplejada.

Fuentes: Gentedetele, Planeta Curioso.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...