Desde el 22 de junio España abrirá sus fronteras con Francia y Portugal

España da vía libre a que los franceses y portugueses entren en España a través de las fronteras cerradas sin hacer cuarentena.

Aunque inicialmente se esperaba que las fronteras terrestres se comenzaran a abrir en el mes de julio, al final el gobierno ha decidido que la conexión con Francia y Portugal estará disponible desde el 22 de junio. El cierre de las mismas se produjo en el mes de marzo a fin de contener la expansión del coronavirus, una maniobra que también llevaron a cabo el resto de las naciones.

El plan incluye eliminar el periodo de cuarentena de 14 días que hasta ahora se encontraba impuesto para las personas que llegaran a España por una u otra vía. Es una decisión reversible dependiendo de cómo avance la situación y en base a si el coronavirus se encuentra contenido y no se produce ningún tipo de oleada de contagios debido a la apertura de fronteras.

La idea que tenía originariamente el gobierno era obligar a que todas las personas que llegaran a España pasaran por el proceso de cuarentena de forma obligatoria hasta el día 1 de julio. Finalmente la manera en la que se está desarrollando la desescalada ha animado a que las autoridades decidan que es posible adelantar un poco los procesos para intentar recuperar la normalidad lo antes posible.

Aunque franceses y portugueses podrán entrar en España, siendo este el primer paso del proceso de desescalada para las fronteras del país con el resto del mundo, los alemanes aún tendrán que esperar. Esto ha generado malestar entre las autoridades alemanas, que han tomado la decisión de bloquear a España en la eliminación de las limitaciones de viajes para Alemania prevista para el día 15 de junio. Posiblemente Alemania sumará España al resto de los demás países, todos los de la zona Schengen, una vez nuestro país decida que el viaje de alemanes a España no requiere que estos pasen por procesos de cuarentena.

Poco a poco vamos viendo cómo los efectos de la COVID-19 se dispersan, dejando atrás eso sí una auténtica tragedia y consecuencias que se seguirán sufriendo a lo largo de los próximos años. Los países están conectando entre sí con las burbujas aéreas que permiten aislar el turismo para que sigan fluyendo los viajeros entre distintas naciones, pero manteniendo el control sobre posibles expansiones del virus. Si todo va bien y no hay ningún repunte, nos encontraremos con que todas las fronteras terminarán eliminándose y que paso a paso se volverá a la normalidad para que intentemos recuperar la normalidad viajera y turística.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...