Costea tu viaje a Nueva Zelanda gracias al “picking”

Para poder trabajar en Nueva Zelanda es necesario contar con un permiso de trabajo.

nueva zelanda

Hay lugares del mundo que merece mucho la pena conocer por la magnificencia de sus paisajes, imposibles de encontrar en cualquier otro sitio. Es el caso de Nueva Zelanda, cuyo turismo comenzó a aumentar considerablemente tras el estreno de El Señor de los Anillos, ya que muchas localizaciones de la película se grabaron allí.

Sin embargo, este país insular ubicado al suroeste del Océano Pacífico no está al alcance de todos los bolsillos. Ya solamente el billete de avión puede ascender de los 1.000 euros, y tanto el alojamiento, como los transportes y la comida son bastante caros. Es por ello que una de las opciones de muchos de los que se aventuran a descubrir Nueva Zelanda -y disponen de tiempo para hacer largas paradas durante el recorrido, es el “picking; es decir, la recogida de fruta. Cabe tener en cuenta que para poder trabajar y pasar una larga temporada por allí se necesita un visado especial, una Working Holidays, cuya información completa encontrarás en el siguiente enlace.

Una vez obtenido el permiso, dependiendo de la zona del país en el que te encuentres -existen dos grandes partes, la Isla Norte y la Isla Sur-, y de la época del año en la que viajes, podrás encontrar gran variedad de opciones para hacer el “picking”. Debes tener en cuenta que las estaciones son distintas a las de Europa. Allí, primavera transcurre de septiembre a noviembre; verano, de diciembre a febrero; otoño, de marzo a mayo; e invierno, de junio a agosto. En la Isla Norte, Bay of Plenty -conocida como la capital de kiwi y en la que también se plantan aguacates y feijoas- y Hewkes Ba -con una variedad mucho más amplia, con albaricoques, peras, ciruelas, calabacín, manzanas y melocotones, entre muchas otras frutas y verduras- son los emplazamientos en los que más trabajo de este tipo se ofrece.

En la Isla Sur, las tres zonas principales son Marlborough -conocido por su vino blanco-, Nelson -con predominio de grosellas negras, frambuesas y moras_, y Central Otago, donde abundan las cerezas, las nectarinas y las ciruelas.

El trabajo de picking es duro, pero merece la pena si lo que se desea es conseguir algo de dinero para continuar con nuestro viaje. Normalmente, los empresarios suelen ofrecer alojamiento, comidas y un salario mínimo de 14,25 dólares neozelandeses la hora. Normalmente, los cobros se realizan semanalmente, por lo que 7 días es el mínimo de tiempo que suelen estar quienes se decantan por la recogida de fruta.

Foto: Klomiz

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...