Brasil anuncia sus planes para atraer a más turistas norteamericanos

Los turistas que visiten Brasil desde Estados Unidos no tendrán que pagar visado para incentivar el aumento del turismo.

Foto de Brasil

Brasil está pasando por una crisis vinculada al turismo que ha hecho que la nación no alcance en los últimos años los resultados que debería tener la nación. Por ello el gobierno, que está disfrutando de soplos de aire fresco constantes gracias a la nueva presidencia, está planificando varias formas de que el país recupere toda su gloria. Y una de ellas es mejorar de forma definitiva las relaciones con Estados Unidos a fin de que el país vuelva a estar tan bien como en el pasado.

El plan más a corto plazo que va a adoptar el gobierno es eliminar los visados para los visitantes norteamericanos. De esta forma esperan que los turistas fluyan de una manera más habitual hacia su país y que la popularidad de Brasil aumente entre los estadounidenses. Es una decisión que según algunos críticos sabe a desesperación a la vista de que el país ni siquiera consigue llegar a registrar la visita de 7 millones de turistas al año (grandes ciudades de Estados Unidos doblan esta cifra de forma independiente).

Si la idea es bien recibida por parte de los norteamericanos, los visados, que tienen un precio de entre 44 y 160 dólares (para periodos de 2 o 10 años), también se ofrecerán de manera gratuita a los habitantes de otros tres países: Australia, Japón y Canadá.

La nueva presidencia brasileña, con el presidente Bolsonaro al frente, tiene claro que Estados Unidos debe ser un gran aliado del futuro de su país. Sus ideas están totalmente en contraposición a las de la presidencia previa, que trataba a Norte América como un país competidor en muchos aspectos, incluido el turismo. Para el nuevo Brasil echar un vistazo a Estados Unidos es echar un vistazo a un posible aliado en el cual confiar en todo momento.

Para conseguir un efecto positivo entre los estadounidenses, Brasil invertirá más de 30 millones en publicidad de aquí al año 2023. También van a tomar otras decisiones, como llevar a que la junta de turismo nacional se transforme en una agencia que se ocupe de trabajar codo con codo con todas las organizaciones relacionadas con el turismo en Brasil. Así se espera que trabajando en equipo y luchando codo con codo los brasileños aumenten sus resultados y que las cifras que se registren sean muy superiores a las actuales.

La buena noticia es que parece que van por buen camino y los planes que tienen entre manos no suenan nada mal a la vista de la situación en la que se han visto.

Foto: 12019

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...