El Museo de Haribo, dulces históricos en Francia

El museo de la marca Haribo es una oportunidad muy dulce para conocer el origen de este producto tan popular.

Haribo en Francia

El turismo en Francia es dulce de forma habitual por muchos buenos motivos. La cocina francesa nos reserva todo tipo de dulces para el desayuno de los que no podemos evitar disfrutar por el buen sabor que nos proporcionan. Pero si queremos un turismo aún más dulce en Francia, lo que debemos hacer es poner rumbo hacia el Musée du Bonbon Haribo, que se encuentra situado en Pont des Charrettes, en Uzès.

Este museo recoge la historia de la marca Haribo y de cómo ha logrado convertirse, con el paso de los años, en una de las empresas de máxima relevancia mundial para la golosina. Su origen se encuentra en el año 1862, tiempo desde el cual el negocio fue evolucionando hasta convertirse en lo que es ahora, una de las marcas más importantes del mundo en la gama de producto a la que representa. La empresa también tuvo sus orígenes en Alemania para una posterior combinación con otra marca nacida en territorio francés.

Gracias al museo es posible disfrutar con la historia de la empresa y ver sus primeros productos, así como una muestra de los elementos publicitarios que se utilizaron en los tiempos originales. De esta manera es posible ver la evolución de estos dulces.

Dado que este tipo de museo siempre apuesta por la interacción, el Musée du Bonbon Haribo también cuenta con una demostración práctica de la fabricación de estos dulces. Se incluyen máquinas antiguas, así como muestras más actuales que desvelan el proceso necesario para que se de forma a estos dulces que luego se empaquetan y se venden en tiendas de todo el mundo. En total el museo se divide en cuatro zonas bien diferenciadas: historia de Haribo, anuncios publicitarios, juegos interactivos y sala de maquinaria.

Los niños que visitan el museo con sus colegios pueden participar en talleres activos en los que aprender la preparación de estos dulces. Además, también hay visitas concertadas y la visita al museo no termina sin antes pasar por su enorme tienda, donde como podéis imaginar hay una gran cantidad de productos disponibles para su adquisición por parte de los visitantes.

La entrada al museo tiene un precio de 7 euros para los adultos y de 4,5 euros para los niños, menos en el caso de los menores de 5 años, quienes pueden entrar gratis. Abre todos los días menos los lunes y es una estupenda recomendación si queremos disfrutar con un tipo de museo no solo muy diferente, sino además muy dulce.

Vía: Musée du Bonbon Haribo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...