La ciudadela abandonada de Thanh Hoa

Si visitamos la provincia de Thanh Hoa, en Vietnam, podremos ver una curiosa ciudadela protegida por la UNESCO.

Ciudadela de Ho

La UNESCO suele elegir algunos sitios como Patrimonio de la Humanidad bastante extraños. Por regla general se trata de lugares de gran atractivo que se han ganado a pulso el derecho de ser protegidos por la humanidad, pero hay ocasiones en las que las decisiones no acaban de tener sentido. Es lo que ocurre con la ciudadela de Ho, en la provicia de Thanh Hoa, en Vietnam. No la conocíamos, pero hemos sabido de ella por un reportaje de investigación que ha realizado el periodista Ron Emmons para la CNN. Y debemos decir que hemos quedado tan sorprendidos como el propio Emmons cuando descubrió la existencia de este lugar.

Lo curioso es que dentro de la mencionada ciudadela no hay absolutamente nada, solo terreno de cultivo. En otros casos en los que se han protegido ciudadelas antiguas de la mano de la UNESCO existen motivos de peso para ello. Como por ejemplo, que en su interior se mantengan los restos de una civilización anterior, bien conservados y de manera cuidada. Pero no es el caso.

Otro ejemplo de motivo de protección es que la ciudadela sirviera para una parte histórica realmente importante en la historia del país. Pero este, curiosamente, tampoco es el caso. ¿Entonces por qué ha sido protegida?

La UNESCO ha hablado de ello y su declaración es que eligieron la ciudadela debido a que es una muy destacada representación de un tipo de ciudad imperial correspondiente al Sudeste Asiático. Otros expertos aportan información añadida y dicen que la realidad es que el lugar mantiene un gran estilo del feng shui, por lo que todo se encuentra en armonía y es muy agradable, digno de ser protegido. Pero en general hay muchas dudas sobre lo que ha llevado a la UNESCO a tomar la decisión.

Si viajamos a Vietnam para ver esta ciudadela nos encontraremos con un lugar bastante apático, agradable por el entorno, bonito y de un aspecto natural que llama la atención, pero vacío. Emmons mencionaba en su reportaje que se quedó sorprendido por las formaciones de piedra que se habían mantenido, dado que estaban construidas de forma artesanal y sin uso de herramientas precisas. Pero más allá de las murallas, que resisten el paso del tiempo y los campos de cultivo, quienes visiten la zona lo único que verán serán niños montando en bicicleta. No obstante, el gobierno de la región habla del tema y es posible que en el futuro se convierta en un destino turístico.

Vía: CNN

Foto: Loi Nguyen Duc

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...