Las opiniones online ganan peso en el mundo de los viajes

Elegir un destino concreto. Decidirse por un hotel. O seleccionar un restaurante en el que comer o cenar una vez hemos llegado es algo por lo que cada vez nos vemos más influenciados por el mundo online.

viajes

No es ninguna novedad que cada vez más necesitamos a internet. El número de dispositivos móviles aumenta en ventas mundiales, y cada vez más utilizamos otros gadgets que nos permiten estar a todas horas enganchados a la red de redes. Pero no lo es menos que además de esto, el mundo de internet ha ido cambiando más y más, y que cada día juega un papel más importante en las decisiones que tomamos. Respecto al mundo de los viajes no es la primera vez que en nuestro blog te hablamos de las opciones de turismo alternativo cada vez más llamativas, o de las muchas webs que aparecen para mostrarnos las ofertas de última hora a las que poder acceder en nuestras reservas. Sin embargo, en este caso queremos analizar el valor de la opinión de los demás para poder conseguir un viaje mucho más agradable y del papel actual que juega.

La opinión de los demás, esa que no se paga, esa genuina y verdadera es cada vez más importante a la hora de seleccionar cada uno de los aspectos de nuestro viaje. Internet ha abierto al mundo la posibilidad de comunicarse, de expresarse y sobre todo de mostrar lo que su experiencia ha dado de sí. En sí mismo es una manera de colaborar con otros, aportando tu opinión y los problemas que has tenido o los descubrimientos que has hecho. Pero es también un modo de ir sobre seguro, y se convierte en una herramienta que si bien ya era fundamental para los viajeros que siguen las tendencias tech, lo es cada día más para el viajero más clásico que se pasa poco a poco a lo online para aprovecharlo al máximo. Es por ello que las plataformas en las que los usuarios comentan, dicen y hablan sobre el tema tampoco se frenan y aparecen nuevas cada día.

¿Por qué nos importa lo que digan otros?

La verdad es que la primera pregunta que cabe hacernos sobre este tema de cuán importantes son las opiniones de los demás para decidirnos por un viaje es bastante simple. De hecho, tan solo hace falta pensar en nuestra vida cotidiana. Tenemos amigos, conocidos y familiares a los que les preguntamos acerca de temas más que variados y a los que quizás en el asunto viajes no recurriríamos porque no sabrían darnos una opinión concreta al no conocer el destino específico. De ahí que precisamente en este sector, cobren más importancia si cabe las redes y portales en los que otros viajeros se expresan acerca de sus propios viajes, o muestran los inconvenientes y las sorpresas que se han llevado. Se convierten en una fuente fundamental de información para planificar el viaje y son en muchos casos la única opinión a la que podemos recurrir.

Opiniones para todos los gustos

Pero esa tendencia al alza de un montón de sitios en los que dejar nuestra opinión sobre un viaje, o ir a ver lo que otros han vivido no se explica solo por lo anterior. De hecho la palabra diversificación tiene realmente mucho que ver en todo este asunto. Es más, a mí particularmente me parece un tema clave para entender el éxito de todos estos portales. Y es que el lector que no sabe muy bien cómo moverse lo encuentra todo detallado y diferenciado entre destinos en sí mismos, restaurantes en los que poder comer, hoteles en los que pasar la noche, monumentos que visitar… Es como si pudiésemos salir a preguntar por cada uno de los aspectos a los que más importancia se le da al planificar un viaje y nos fuesen a responder un montón de personas que ya han estado allí antes.

Y toda esta revolución, si bien es lo mejor que le ha podido pasar al viajero, tampoco se queda atrás en cuanto a la preocupación o a la alegría que desata entre los que son el objeto de las críticas. De hecho, no sería la primera vez que una de esas webs de opiniones de las más influyentes y visitadas se convierte en el punto de partida de los cambios en un restaurante que no convence, o de un hotel que no ofrece los servicios necesarios para poder presumir de tener un alojamiento óptimo. Es decir, que si las opiniones eran clave para el viajero, lo son también, aunque de modo indirecto, para los servicios que se encuentra en el lugar. Los propietarios se esfuerzan por agradar al cliente, y saben que el mundo online será cada vez más la referencia a seguir por otros que pretendan visitarles, con lo que hay que aplicarse y cambiar lo que no gusta. Un feedback que de otro modo, sería prácticamente imposible de conocer para las pequeñas y medianas empresas y con el que bajo mi punto de vista todos salimos ganando.

¿Tu eres de los que te guías por las opiniones online de otros usuarios?

Imagen: Christian Frausto Bernal

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...