Escoge tu hotel en Madrid en función del motivo de tu viaje a la capital

Paradas en Madrid, cuándo vale la pena buscar alojamiento en el centro o quedarse cerca del aeropuerto

puerta de Alcalá

Aunque cada vez más ciudades españolas van aumentando su número de rutas para desplazamientos internacionales, Madrid sigue siendo por excelencia el punto de partida para dirigirse al extranjero. ¿Cuantos de los que han decidido viajar a la República Dominicana, Cuba o Estados Unidos- por decir algunos destinos- no se han visto obligados a pernoctar en la capital?

En ocasiones, las escalas son largas y da tiempo de visitar esta bonita ciudad que tanto tiene que ofrecer al viajero, aunque, muy comúnmente basta con pasar la noche en la misma para, al día siguiente tomar un vuelo de largo recorrido. Para todos aquellos que se encuentren en esta situación, nada más recomendable que alojarse en un hotel aeropuerto de Madrid, Barajas.

Afortunadamente, en vista de esta necesidad, son muchos los empresarios que han erigido hoteles cerca de Barajas con todo tipo de comodidades para que los viajeros descansen como reyes antes de embarcarse en un vuelo agotador. Uno de los preferidos por los consumidores es el Meliá Barajas que, además, cuenta con transporte gratuito al aeropuerto las 24 horas los 365 días del año. Asimismo, entre sus prestaciones destacan amplias habitaciones, conexión gratuita a Internet, desayuno de cortesía para los vuelos de madrugada, parada de taxis y autobuses, 14 salones para reuniones con capacidad máxima de hasta 600 personas, y perfectamente adaptado para discapacitados.

Aunque, para todos aquellos que se decanten por alojarse en el centro, la capital cuenta también con una amplia oferta hotelera al alcance de todos los gustos y bolsillos. También puedes optar por otros hoteles Melia en Madrid. Nada menos que 23 hoteles, de tres, cuatro y cinco estrellas con todas las comodidades en servicios, para que de lo único que te tengas que preocupar durante tu estancia en Madrid sea del lugar en el que vas a probar sus deliciosas porras para desayunar, donde disfrutarás de un inigualable cocido- no hay nada mejor para entrar en calor- y en qué restaurante probarás su típico bocadillo de calamares.

¡Ah! tampoco puedes olvidarte de visitar el Oso y el Madroño que, según la leyenda, si tocas esta original estatua, volverás a Madrid seguro. Y, para los que tengan un poco más de tiempo, un paseíto por la puerta de Alcalá- a la que incluso dedicaron una canción- nunca está de más. Como tampoco lo está la Cibeles, la fuente en la que celebran sus victorias los seguidores del Real Madrid.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...