Los lugares más zen del mundo

Os damos distintas ideas que podéis adoptar en busca de destinos zen si lo que queréis es poder relajaros.

Lago Atitlán en Guatemala

¿Estamos agotados del día a día y necesitamos desconectar? Es un buen motivo para viajar por el mundo. La principal recomendación que nos suele hacer todo el mundo es que nos vayamos durante unos días a un balneario, para desconectar de las complicaciones del día a día y volver frescos. Pero aunque esta propuesta puede venir bien en algunos casos, lo cierto es que hay momentos en la vida en los que necesitamos chocar con un lugar que sea totalmente opuesto a nosotros.

Y eso significa visitar los lugares más zen del mundo. Allí es donde nuestro ser más personal, el que está confinado debajo de la presión diaria, del trabajo y en ocasiones de la familia, tiene la oportunidad de dar un salto hacia adelante y descubrir que el mundo no es solo oscuridad, sino que también hay mucha luz en él.

Nos ponemos un poco filosóficos, pero es muy real que este tipo de lugares tienen la oportunidad de cambiarte por dentro, de permitirte evolucionar y superar un bloqueo personal con el que nos hayamos encontrado. Lugares como los que os vamos a recomendar a continuación, sumando todos ellos un tipo de experiencia de la que nunca os vais a tener que arrepentir.

Recomendamos viajar al Lago Atitlán, en Guatemala, donde nos esperan la leyenda de una ciudad hundida en el agua y la maravilla del paisaje. También es recomendable que visitéis Cenote Sagrado, en México, un espacio de color azul turquesa en el cual los mayas realizaban rituales en el pasado. Y no os podéis perder Sanur, en Bali, con playas y lagos en los que podéis relajaros y practicar la meditación de una manera tan natural como en pocos otros lugares del planeta. Os sentiréis apartados de todo y descubriréis que, problemas que os persiguen en el día a día, en realidad no son tan preocupantes para el desarrollo de la vida.

En la Costa Na Pali, en Kauai, podréis tener un acercamiento a los dioses. Hay leyendas que se remontan a los inicios de los tiempos que han derivado en que en el ambiente se pueda palpar un gran poder espiritual, energía positiva y sensaciones muy beneficiosas. Y en India, por si queréis cambiar de ambiente, no deberíais perderos el Templo Mahabodhi, en el cual se produjo el despertar de Buda.

Estos destinos os harán sentiros mejor y os renovarán de una manera que os beneficiará mucho a partir de ese momento en vuestra vida. Nunca hay que restarle importancia al valor de la meditación, de la filosofía zen y de la desconexión del mundo.

Foto: Adam Baker

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...