El Puente de Octubre en Marsella

Si para este Puente del Pilar tienes pensado hacerte una escapada, entonces Marsella puede ser una buena alternativa. En esta ocasión, te contamos qué no puedes dejar de ver y conocer en esta importante ciudad francesa.

marsella

Restan pocos días para El Pilar, el puente octubre, y si tienes ganas de hacer un recorrido distinto, interesante y que te lleva a conocer nuevos caminos, entonces apúntate esta escapada a Marsella, un destino siempre atractivo para los puentes en el vecino Francia, y más en otoño.

Marsella es una ciudad portuaria y la segunda más poblada del país galo: ubicada en el sudeste, cuenta con muchos monumentos de interés por visitar y obras arquitectónicas, así como lugares de cultura y arte. La visita al puerto viejo es un imprescindible: el Vieux – Port es el corazón histórico y cultural del destino desde siempre, y centro económico neurálgico hasta el siglo XIX. Hoy en día, es un icono indiscutido y uno de los lugares primeros por visitar, conocer y pasear. La silueta imponente de la Notre Dame de la Garde de fondo, es el remate perfecto.

En el casco histórico se podrán observar algunos de los edificios más añejos de Marsella, como el Hotel de Cabre y la Maison Diamantée, o incluso la Maison de Ville que hoy es sede del Ayuntamiento. Una de las características más llamativas de esta construcción de dos alturas, es que la escalera se ubica en el edificio contiguo.

A lo largo del viejo puerto se podrán ir encontrando vestigios de barcos de muchos años, que son huella de otros tiempos, embarcaciones comerciales que fueron naufragando y hoy murmuran de aquella época fructífera para esta zona. Un buen lugar para visitar y encontrar objetos históricos que se fueron descubriendo aquí es el Museo Des Docks Romains, que nació luego del hallazgo de unas 30 dolias romanas (vasijas que se encontraron luego de que los alemanes dinamitaran el viejo puerto de Marsella, en 1943, en plena Guerra Mundial.

No puede dejar de caminar por La Canebière, la principal arteria del centro de Marsella que desemboca, precisamente, en el Puerto Viejo. El “Punto Cero” se encuentra en la intersección de esta calle con el cours Saint Luis y el tours Belsunce, donde todo comenzó.

Tampoco habrá que dejar de visitar el Faro de Santa María, emplazado en el extremo norte de la explanada de la Joliette y que da inicio al Gran Puerto Marítimo de Marsella, ni la Abadía de San Víctor, del siglo V y todo un icono histórico, y que hoy día acoge un importante museo de reliquias cristianas de gran interés.

Foto: psanxiao

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...