Fucking, un idílico pueblo de Austria

La idílica aldea de Fucking, un lugar con mucha mofa en el norte de Austria

fucking

En la memoria colectiva todos tenemos una idea de Austria caracterizada, por un lado, por las míticas leyendas de Sissi Emperatriz y, por otra, por sus aldeas verdes, idílicas y de ensueño. El país cuenta con muchas de ellas, siendo una de las más visitadas Fucking.

Se trata de una aldea de no más de 150 habitantes ubicada en la región de Innviertel, limitando con Baviera y muy cerca de la ciudad de Salzburgo. Su comprometido nombre, fucking, que traducido del inglés hace referencia al verbo fornicar, es motivo de burla y mofa, aunque, al mismo tiempo, es el responsable de que muchos viajeros se decidan a parar en esta aldea por simple curiosidad.

Bien, para todos aquellos que sepan un poco de la lengua de Shakespeare, ya que en alemán, la lengua que se habla en Austria, la palabra no tiene ninguna asociación con el término inglés.

Asimismo, este nombre se remonta al año 1070 y proviene de un personaje del siglo VI llamado Focko, del que poco más se conoce. Con respecto al “ing”, se trata de un antiguo sufijo germánico cuya traducción es “gente”. De este modo, etimológicamente, la palabra significa “lugar de la gente de Focko”. Pero esto es algo que muy pocos saben.

Así, no cuesta demasiado imaginar la cara de sorpresa de los viajeros por Austria cuando se encuentran con un cartel en el que se anuncia la dirección hacia Fucking, más cuando va acompañada de otro cartel, muy habitual en el país, con el dibujo de los niños y el siguiente texto: “Bitte-nicht so schnell!”. Lo que vendría a ser: “Por favor, ¡no tan deprisa!”. 

Ni que decir cabe que se trata de una de las señales más robadas en todo el país para la que los fondos públicos han invertido bastante dinero en reemplazar. Tanto es así, que en 2005 decidieron cambiarlas por nuevas señales que no fueran tan fáciles de extraer. Las nuevas están soldadas en acero y, por su fuera poco, aseguradas con cementos.

Ante tantos robos y mofas durante muchos años, el pueblo realizó en 2004 un referéndum para decidir si cambiaba su nombre. Contrariamente a lo que muchos pudieran imaginar, ganó el no. Pese a ello, como los problemas siguieron sin terminarse, en 2012 el alcalde del pueblo volvió a plantearse el cambio de nombre. Por el momento no se ha tomado ninguna decisión definitiva, así que la aldea continúa llamándose Fucking y, ¡por muchos años más!

Foto: skippy

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...