Las vacunas y el botiquín garantizan la tranquilidad del viaje

carterjk.JPG

La planificación, antes de realizar un viaje, es esencial. Unas vacaciones en Oslo no requieren los mismos preparativos que un viaje a Nepal. Guías de viaje, tipo de ropa, cambio de moneda…y la vacunación. Todo viajero debe informarse de si necesita ponerse vacunas para ir al país al que va y cuáles son. Además, es conveniente pensar que determinados factores pueden incrementar el riesgo de contraer enfermedades, como viajar a zonas más selváticas, salir fuera de los circuitos habituales o estar más de un mes en la zona.

Las vacunas dependen del viajero. Por ejemplo la edad y el sexo son determinantes. Los niños deben mirar su calendario de vacunaciones. Por otro lado, los médicos recomiendan que las mujeres embarazadas no usen vacunas vivas. El Ministerio de Sanidad y Consumo tiene una web muy útil que, después de rellenar un formulario, recomienda qué vacunas serían necesarias.


ob1left2.JPG La poliomielitis, las hepatitis A y B, la rabia, la cólera o el tétanos-difteria son algunas de las principales enfermedades ante las que deberíamos vacunarnos. De hecho, hay algunos países como República Centroafrican, Rwanda o Togo, que exigen el certificado de vacunación de fiebre amarilla. Si quiere viajar tranquilo, es preferible que visite su centro médico con tiempo de antelación.

Una recomendación para el viaje es llevar un botiquín con algunos medicamentos básicos y material general de curas. No está de más cargar con algunos antipiréticos y antidiarreicos; gasas, pinzas y tiritas, y jeringas y agujas. Para pasar unas buenas vacaciones es mejor prevenir.

Foto 1: Carterjk

Foto 2: Ob1left

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...