Lima, ciudad de reyes

Lima es una de esas ciudades latinoamericanas que han tenido la capacidad de respetar su historia colonial y, a la vez, han crecido y modernizado

El centro histórico es un lugar maravilloso que te transportará a la época colonial

Hace tiempo que uno de mis mejores amigos me insistía que como me gusta tanto Latinoamérica (he ido a México, Brasil, Argentina y Uruguay) no podía dejar de visitar su ciudad, que seguro me sorprendería. Él es limeño y com mínimo una vez al año visita a su familia y se deja seducir por la capital de Perú. Cuando regresa me habla maravillas de Lima, me explica que es una megalópolis, con más de 8 millones de habitantes, que ha ido creciendo en los últimos años pero que no ha abandonado ese espíritu colonialista.

Así que cuando le comenté que este año tenía previsto ir, quiso hacerme de guía. Sí, cuadró sus vacaciones con las mías para poder ir juntos a su ciudad. Deberíais ver la cara de satisfacción cuando pisamos el aeropuerto. A partir de ese momento, redescubrí a mi amigo en su faceta de enamorado de su tierra y tengo que reconocer que Lima lo tengo entre mis viajes que más cariño guardo.

Pero empecemos a hablar de la llamada Ciudad de los Reyes por los conquistadores españoles, haciendo un pequeño repaso histórico que nos dará un contexto apropiado para saborear como se merece esta bonita ciudad. Fue fundada por Francisco Pizarro el 18 de enero de 1535 y como muestra de este belleza y respeto histórico la Unesco nombró a  su centro histórico y el Convento de San Francisco como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Y es que hay que tener en cuenta que Lima siempre fue una tierra de destino cultura. Ya desde su fundación, tan sólo fueron necesarias algunas décadas para situarla a la par que México como la metrópoli más importante de la América española. Templos barrocos y renacentistas, mansiones y palacetes, universidades, arzobispados y una intensa actividad cultural caracterizaron a esta ciudad desde los albores del siglo XVII, cuando apenas contaba con 25 mil habitantes.

Nuestra primera visita fue uno de los principales lugares para conocer en Lima, el Convento de San Francisco. Podrás disfrutar de sus joyas artísticas y su bella arquitectura. Cerca de allí, además podremos deleitarnos con una gran colección de magníficas construcciones y templos, conservados y restaurados. Los más importantes son el Pachacámac, Puruchuco, Cajamarquilla y la Huaca Pucllana. Para conocer más de cerca la milenaria cultura peruana, Lima cuenta con diversos museos, los mejores del Perú, en los que podrá conocer aun más este país desde su arqueología, histórica y arte.

Pero como Patrimonio Cultural de la Humanidad, quiero centrarme en el Convento de San Francisco. Se trata de un hermoso complejo arquitectónico colonial compuesto por la iglesia y el convento de San Francisco y las capillas de El Milagro y La Soledad. Construido en el siglo XVII, destacan sus claustros y patios decorados con azulejos sevillanos y su espectacular biblioteca. Es sede del Museo de Arte Religioso y de la Sala Zurbarán. La basílica está construida sobre una red de galerías subterráneas o catacumbas que sirvieron como cementerio durante la Colonia y que actualmente pueden ser visitadas por el público.

No se le queda a la zaga la Plaza Mayor, que fue escenario de la fundación española de Lima por Francisco Pizarro, y que ha servido de marco a algunos de los más importantes sucesos de la historia del Perú. Originalmente estuvo rodeada por pequeñas tiendas y comercios. Fue también usada incluso como plaza de toros y como lugar de ejecución de los condenados por el Tribunal de la Santa inquisición. Más tarde se colocó en su parte central la pila de bronce que la adorna hasta el día de hoy. Fue en la Plaza Mayor donde se proclamó, en 1821, el Acta de Independencia del Perú. En sus lados se ubican el Palacio de Gobierno (al norte), la Catedral y el Palacio Arzobispal (al este) y la Municipalidad de Lima (al oeste).  Por tanto es un lugar perfecto como punto inicial para recorrer este centro histórico.

Una de las mejores opciones que me descubrió mi amigo limeño, fue una

Puedes saber lo que opinan los pasajeros de Lan Airlines

forma de visitar su ciudad hacerlo por la noche y además en un recorrido bastante completo. Para eso, cuenta, como otras ciudades turísticas, con un bus turístico. Estamos hablando del Mirabus, una nueva y sobre todo novedosa forma de visitar Lima de noche, recorriendo desde lo alto, sus atractivos turísticos e históricos, sin dejar de mencionar los encantos limeños. Este paseo motorizado permite hacer un recorrido por las principales plazas de Lima, iglesias, palacios, parques, casas llenas de historia y monumentos de la Lima Antigua.

Es un recorrido que dura 3 horas y media deteniéndose en lugares famosos como el Hotel Bolívar, donde se podrá disfrutar de un agradable aperitivo, y más adelante conocerá lugares como la Huaca Pucllana y el Palacio de Justicia. La vista de la ciudad desde un segundo piso es espectacular. Este paseo finaliza visitando lugares como La Rosa Nautica, que tiene una magnifica vista y completamente iluminada en medio del mar y el incomparable Circuito Mágico de Aguas.

Uno de los grandes hándicaps que tienen este tipo de destinos de ultramar es el riesgo de hacer un viaje largo y que no sea lo agradable que uno quisiera, Por suerte, tenemos la posibilidad de conocer las opiniones de clientes de vuelos baratos nos quita algún reparo, ya que en el vuelo Barcelona-Lima de Lan Airlines los pasajeros le han querido puntuar con nada menos que un 4.25 sobre 5; lo que implica que ha obtenido de aquellos que han viajado en este trayecto una nota excelente. Una circunstancia que en un vuelo transatlántico dice mucho del buen hacer de Lan Airlines en su labor por hacer más agradable el viaje.

En un vuelo largo, los elementos de entretenimiento como las películas y las revistas no son secundarios, sino que se encumbra en uno de los más importantes, ya que hace que las horas puedan pasar volando. Y en este aspecto, podemos leer un comentario más que significativo cuando comenta que en el avión la comodidad fue excelente y que destacaba principalmente los aparatos de televisión individuales con una gama de películas en el menú.

Fotografía: Latin America For Less

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...