Kyoto alerta a los turistas sobre lo que no deben hacer

La oficina de turismo de Kyoto ha publicado una guía con la cual nos explican claramente qué no debemos hacer en Japón.

Turistas en Kyoto

Kyoto tiene cada vez una mayor afluencia turística y esto ha llevado a la ciudad a preocuparse por diversos actos que se están multiplicando por parte de los viajeros. Actos mal vistos en Japón y que no ayudan a mantener la estabilidad de la ciudad ni el buen acondicionamiento de algunas instalaciones públicas. Para luchar contra esto y a modo de advertencia-guía de consejos, desde Japón se ha publicado una guía con dibujitos que resulta fácil de entender y memorizar.

Está realizada por la agencia de turismo de Kyoto, que también ha publicado una guía de cómo utilizar los baños públicos en Japón. Desde el gobierno nipón mencionan que hay muchas personas que usan el servicio de la forma en la que lo hacen en sus países y que tienen costumbres muy mal vistas como, por ejemplo, tirar el papel usado a la papelera en vez de al propio retrete. Y esto es algo que, como podéis imaginar, resulta bastante desagradable.

La guía, la cual os dejamos enlazada al final de la noticia, nos desvela cosas que por lo general están mal vistas en todo Japón. Por ejemplo, dar propina. En su defecto, nos recomiendan utilizar la palabra “okini” a modo de agradecimiento. No olvidemos que las propinas están mal vistas en todo Japón.

También nos recuerdan que está prohibido fumar en espacios exteriores que no hayan sido designados para ello y que no debemos ir en bicicleta si hemos bebido. Algo tan básico como es en Japón ponernos en fila india cuando hacemos cola también es obligatorio, especialmente teniendo en cuenta la gran rectitud de los japoneses. Y lo mismo se puede decir de la recomendación de no cancelar reservas en restaurantes en el último minuto. Por otro lado, nos recuerdan que, como en otros lugares del mundo, en vehículos de transporte siempre tenemos que dar prioridad a las personas que lo tengan.

Sobre la visita a santuarios y templos no hay que tocar objetos antiguos, ni utilizar sombreros o gafas de sol en el interior. Tampoco hay que comportarse de manera inadecuada o hablar en un tono de voz más alto del normal. Y lógicamente no hagamos fotografías en lugares donde quede prohibido hacerlo. Por otra parte, nos recuerdan que las puertas de los taxis se abren y se cierran solas, así que no tenemos que arriesgarnos a darles un golpe más fuerte. Y si nos encontramos con una maiko, seamos educados con ella si le pedimos una foto.

Vía: Kyoto City

Foto: cegoh

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...