El encanto de París

Más de una vez hemos escuchado que París no tiene encanto, pero si vamos conociendo su historia, seguramente disfrutemos mucho más de cada rincón de la ciudad.

¿Nunca os han comentado que la capital francesa no tiene nada de encanto? Varias personas han coincidido en esa

París, ciudad luz

París, ciudad luz

idea, no porque no tenga sitios para recorrer, sino que no inspira las mismas sensaciones que otras como puede ser Roma. Esa idea no puedo contradecirla en absoluto, pero creo que si cogemos al menos alojamientos económicos en París, podremos disfrutarla bastante.

El principal consejo que os doy, es conocer la Historia de Francia. Creo que allí está su verdadera belleza, el recorrer algunos sitios y saber qué sucedió en los mismos y los personajes que allí actuaron, como también conocer aquellos sitios emblemáticos por ejemplo, de la Revolución Francesa.

De este modo podremos descubrir un lado oculto de París, el que liga cada edificación con su propia historia. Sin ir mas lejos, el Palacio de Versalles en las afueras es uno de los emblemas de la ciudad y sólo allí invertiremos un día entero en su recorrido.


Muchos también aducen que el famoso «aire bohemio» es casi inexistente, pero eso no es un tema a debatir. Por supuesto que París en este siglo no es igual al de comienzos del siglo XX, pero lo interesante es descubrir los sitios donde trabajaron y reunieron aquellos famosos artistas, escritores e intelectuales de la generación del 900′ entre otras.

Catedral de Notre Dame

Catedral de Notre Dame

Pero la arquitectura de París es lo verdaderamente importante. No en vano «sólo París es digna de Roma, solo Roma es digna de París» pues no hay ciudades que se le asemejen en ese sentido. Claro que puede gustarnos una y no otra, pero no quita que su patrimonio arquitectónico sea impactante.

Estas edificaciones, unidas a los Parques y Jardines conforman un urbanismo antiguo muy interesante, sobre todo en lo que es el centro de París. Como casi todo es Patrimonio de la Humanidad, las edificaciones nuevas se hacen más que nada en la periferia y afueras de la ciudad, por lo tanto crece cada día más.

Indudablemente, París es una de las ciudades más bellas del mundo, independientemente si a unos les gusta o no. El mejor consejo para recorrerla es conociendo su historia, así sus verdaderos encantos quedarán al descubierto y le daremos mucho más valor. De todos modos, las personas que conozco que no les ha gustado son las menos, pero puede que alguno de vosotros opine igual, ¿o no?

Imagen Torre Eiffel: Nitot en Wikipedia
Imagen Notre Dame: Otium en Wikipedia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...