Un juez anula ocho cláusulas de Costa Cruceros por abusivas

Un juez de Madrid ha anulado ocho de las cláusulas que Costa Cruceros incluyó en el contrato que firmaron los pasajeros del Costa Concordia, hundido en Italia en enero, por considerarlas abusivas.

El Costa Concordia, hundido en aguas italianas.

El naufragio del Costa Concordia frente a las costas italianas, hace 10 meses, todavía colea. Durante el verano no fueron pocos los curiosos que se acercaron a la Isla de Giglio a fotografiar el barco, y muchos bañistas disfrutaron de las aguas del Mar Tirreno o paseaban por sus playas con la curiosa estampa del Costa Concordia hundido de fondo. Mientras, los afectados -el naufragio dejó 32 muertos y más de 4.000 evacuados- continuaban su lucha contra los responsables de Costa Cruceros, una lucha que para los españoles que viajaban a bordo del barco comienza a tener efecto.

Un juez de Madrid ha declarado abusivas y nulas ocho de las cláusulas que Costa Cruceros incluyó en los contratos firmados por los pasajeros del barco. Las clausas anuladas por el magistrado son las referentes a modificaciones del viaje, la cesión de la reserva a otro viajero, la cancelación del crucero por parte del organizador, las excursiones y la custodia de los objetos de valor. A estas hay que añadirle alguna de las condiciones que la compañía imponía en la venta online relacionadas con las normas aplicables, el cierre de contrato y la ley y foro.

Costa Cruceros, que tiene su sede en la ciudad italiana de Génova, establecía Italia como el país donde se aceptaba el contrato de todas sus ventas online, algo que va contra la ley europea de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSI-CE), según la cual el contrato se rige por las leyes del país del consumidor.

Entre el resto de cláusulas anuladas, destaca que la compañía no puede cambiar unilateralmente el contrato de un viaje combinado, sin importar cuando se comunican los cambio y obliga a la compañía a indemnizar a los pasajeros si el barco no zarpa por falta de pasajeros. También acaba con la posibilidad de que la compañía cambie el precio de los itinerarios y excursiones “por condiciones externas”, y la obliga a asumir la custodia de los objetos de valor no depositados.

La sentencia acepta ocho de las 10 peticiones de Ceaccu, la confederación de consumidores que presentó la demanda a la que se sumaron 70 de los 120 españoles que iban a bordo del Costa Concordia. Durante el juicio, Costa Cruceros se comprometió a adaptar sus condiciones a la legislación española, y ya ha anunciado que recurrirá la sentencia. Otro de los objetivos que perseguía Ceaccu era la obtención de una inbdemnización de 100.000 euros, frente a los 11.000 que la compañía ofreció a los afectados.

Fuente: El Mundo

Foto:  EU Humanitarian Aid and Civil Protection

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...