Las cafeterías de búhos: la moda sigue en Japón

Primero fueron los cafés de gatos, y ahora son los cafés de búhos los que abren todos los meses en Japón.

Buho claro

Primero fueron los cafés de gatos: cafeterías donde puedes acudir para tomar algo en compañía de decenas de pequeños felinos, que ronronean y se dejan acariciar, y olvidar así el estrés del día a día. Aunque surgieron en Japón, el amor por los gatos hizo que pronto se trasladaran también a otros países, como España, sin ir más lejos. Ahora, desde hace unos meses, el último grito en el país que inició la moda de ese tipo de cafeterías es un animal mucho menos común: el búho.

Las cafeterías de búhos se han extendido por todo el país. Los encontrarás, por ejemplo, en Tokyo (como el Fukurou Sabou) y en Osaka (como el Owl Family), y el concepto es el mismo que con los cafés de gatos. Aunque, como es lógico, presentan algunas diferencias. Los búhos son animales más peligrosos y, además, nocturnos, por lo que la interacción entre búhos y clientes es mucho más limitada. En algunas cafeterías, los pájaros viven en jaulas, y los clientes pueden observarlos, pero no tocarlos. En otros, se encuentran en libertad y puedes acercarte a ellos mientras disfrutas de un café, aunque siempre bajo la supervisión de los empleados, y desinfectándote las manos antes y después. Estos últimos, los que permiten el contacto con los búhos, suelen limitar el aforo del local a pocos clientes a la vez, para no alterar a las aves.

Cabe contar que, aunque a muchos clientes les encanta la idea de un café de búhos, otras personas lo ven como un capricho innecesario que puede perjudicar a los animales. De hecho, algunos expertos advirtieron, en cuanto ese tipo de establecimientos surgió, de que criar un búho como animal de compañía no es una buena idea, y mantenerlos despiertos durante el día tan solo para el disfrute de los clientes no es una práctica aconsejable. Sea como sea, en Japón siguen abriendo sus puertas nuevas cafeterías de búhos, y no solo eso, sino también con temáticas relacionadas con otros animales: desde reptiles hasta cabras. Y tú, ¿visitarías una de esas cafeterías, o preferirías que los animales no se utilizaran para esos propósitos?

Foto / Alotor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...