Butacas cada vez más pequeñas en los aviones

Que Ryanair se haya vuelto loca pretendiendo que los pasajeros vayan de pie no es la única cosa que llama la atención en el mundo de los aviones, que en este caso abogan por unas butacas cada vez más pequeñas.

sitios avión

No parece que el mundo del turismo por vía aérea esté evolucionando en el mejor sentido de la comodidad del viajero. Y es que puede que en más de una ocasión te hayas encontrado con que el sitio que te queda para sentarte en el avión es cada vez más reducido. Y no, no se trata de una ilusión óptica, ni tampoco de una obsesión por el asunto o que hayas engordado de más. La realidad es que desde que el turismo en avión se hizo algo común en los años 80, el espacio disponible para que el pasajero se siente ha sido drásticamente disminuido. En este caso la tendencia es claramente a eliminar espacio de confort para albergar más pasajeros. Y cuanto más se impone el modelo de bajo coste, más alta es la demanda de este tipo de asientos en los aviones.

Aunque evidentemente hay aerolíneas que no siguen esa norma, y muchas de las que han sido galardonadas como las 10 mejores del mundo se encuentran entre ellas, muchas otras si que juegan esa baza. Los datos nos indican que si bien hace ahora 30 años, lo normal era que los asientos de clase turista procurarán crecer, con una media de dimensiones para las piernas de 34 pulgadas (86,3 centímetros); a día de hoy nos encontramos con unos cuantos centímetros de menos, ya que hablamos de una media de entre 31 (78,7cm) y 32 pulgadas (81,2cm).

Pero hay más. Uno de los gigantes de la aviación Airbus apuesta por crear un ancho estándar de solo 18 pulgadas, es decir, apenas 45,42 centímetros. Su principal rival, Boeing dice que se niega a imponer medidas, y que deben ser las aerolíneas las que decidan de manera abierta este tema. Pero tampoco niega que la reducción del tamaño del asiento sea realmente un hecho, ya que en la propia empresa admiten que las exigencias de muchas compañías aéreas apuestan por tener las 17 pulgadas de espacio para las piernas como algo bastante generalista. O sea, para llegar, sentarse y casi ni respirar.

Lógicamente, lo último es una exageración. Pero no se puede negar que pese a que los billetes de avión sean en muchos casos más económicos, hay otros en los que el precio que pagamos no compensa todas estas nuevas medidas que parece que en lugar de engrandecer y hacer más cómodo el medio de transporte lo quieren llevar al absurdo de encontrarle beneficio a todo. Incluso a obligarnos a ir de pie. Como pretendía Ryanair.

Vía: El País

Imagen: Leo Hidalgo (@yompyHERE)

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...